Tercera víctima mortal por legionela en Ciudad Real

Fachada del Hospital de Manzanares./
Fachada del Hospital de Manzanares.

Sanidad considera controlado el brote y no espera que aparezcan más casos

J. V. MUÑOZ-LACUNAtoledo

La Consejería de Sanidad de Sanidad de Castilla-La Mancha ha confirmado este domingo el fallecimiento de una tercera persona por el brote de legionela detectado en Manzanares (Ciudad Real) a principios del pasado mes de diciembre. La tercera víctima mortal por esta bacteria es una mujer de 94 años que permanecía ingresada en el hospital de Manzanares desde el pasado 26 de diciembre.

Según el Servicio de Epidemiología de la Consejería de Sanidad, en los últimos días no se han detectado nuevos casos de afectados y el brote está remitiendo y está controlado. De esta forma, el número de personas afectadas se eleva a 235 de las que diez están ingresadas en varios hospitales de la provincia de Ciudad Real. De ellas, dos continúan en estado grave en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital General de Ciudad Real y, según el último parte médico, están estabilizándose.

Este brote de legionela se originó en la fuente ornamental situada junto a la Estación de Autobuses de Manzanares, según han confirmado los últimos análisis realizados por la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha y el Laboratorio de Salud Pública de la Universidad de Valencia.

En torno a este problema sanitario continúa la polémica política en Castilla-La Mancha pues el PP ha acusado este fin de semana al Gobierno autonómico de no haber sabido afrontar esta crisis sanitaria en Manzanares, donde "reina el miedo ante la alarmante situación", según Carmen Riolobos, portavoz del PP castellano-manchego, que ha exigido que se informe de los estudios epidemiológico-ambientales que se han realizado. Sus palabras han obtenido la réplica de la portavoz del PSOE en las Cortes castellano-manchegas, Blanca Fernández, que ha calificado a los dirigentes del PP de irresponsables por querer alarmar y sembrar zozobra e inquietud cuando el brote ya está bajo control.