Garitano sufre un desvanecimiento durante un homenaje a la ikurriña

Martín Garitano. /
Martín Garitano.

El diputado general de Guipúzcoa se recupera en el Hospital Donostia, donde ha sido trasladado a planta tras mejorar su estado de salud

EFESAN SEBASTIÁN

El diputado general de Guipúzcoa, Martín Garitano, se recupera en el Hospital Donostia, donde ha sido trasladado a planta tras mejorar su estado de salud, después de que esta mañana sufriera un desvanecimiento cuando se disponía a participar en un acto de homenaje a la ikurriña. Según ha informado la institución foral en un comunicado, Garitano ha registrado una "notable mejoría" en su estado de salud aunque esta noche la pasará en observación en el centro hospitalario hasta que los médicos concluyan con las pruebas a las que están sometiendo al paciente para conocer el origen del desmayo.

El diputado general se encuentra acompañado de sus allegados y ha recibido la visita de una pequeña delegación del gobierno foral que ha sucedido a la del alcalde de San Sebastián, Juan Karlos Izagirre, que ha acudido al centro hospitalario a primeras horas de la tarde.

El desmayo se ha producido sobre las 12.30 horas cuando Garitano cruzaba a pie los jardines de la Plaza Gipuzkoa para participar en el acto de homenaje a la bandera vasca que estaba previsto para esa hora y que él mismo debía clausurar con un discurso. Tras desplomarse en el suelo, ha sido atendido en los primeros momentos por personas anónimas que han tratado de reanimarle y posteriormente por personal sanitario que le ha practicado maniobras de reanimación durante más de veinte minutos.

Una UVI Movil que ha acudido al lugar ha salido de la plaza poco antes de las 13.00 horas entre los aplausos del público congregado y ha conducido al diputado general al Hospital Donostia, donde ha quedado ingresado. Fuentes de la institución foral han informado ya a primeras horas de la tarde de que los médicos habían descartado que se hubiera tratado de un infarto y aseguraban que Garitano había recuperado las constantes vitales y estaba consciente.

Homenaje a la ikurriña

El desvanecimiento ha marcado el homenaje a la ikurriña que la Diputación había organizado en respuesta a la sentencia respuesta a la sentencia del Tribunal Supremo por la que obligó a la institución foral a colocar la bandera española en un lugar visible de su fachada, algo que el equipo de gobierno de Bildu hizo el pasado 13 de abril. Poco después de que la UVI Móvil haya salido de la plaza de Gipuzkoa y tras una actuación de "dantzaris" y de los "bertsolaris" Andoni Egaña y Alaia Martin, la ikurriña de seis metros de largo por cuatro de ancho ha sido izada sobre un mástil de 14 metros.

El encargado de subirla ha sido el excapitán de la Real Sociedad Inaxio Kortabarria, protagonista junto con José Ángel Iribar de la histórica imagen en la que ambos portaron la bandera vasca en el campo de Atotxa en 1976 cuando todavía estaba ilegalizada. Junto a la bandera, que previamente ha sido desplegada por varios miembros del gobierno foral de Bildu, se ha colocado una placa en la que puede leerse "La ikurriña, la nuestra".

En una breve alocución dirigida al público, la portavoz foral, Larraitz Ugarte, ha señalado que Garitano "tenía preparado un discurso muy bonito" que no ha podido leer. Ha asegurado que "fue muy duro" para la institución verse "obligada" a colocar la bandera española en la balconada, una circunstancia que ha calificado como "una imposición más, como ocurre en muchos ayuntamientos".

En el acto, a la que el resto de partidos políticos ya anunciaron que no asistirían, han participado representantes de la izquierda abertzale como Rufi Etxeberria, el presidente de Sortu, Hasier Arraiz, el secretario general de EA, Pello Urizar, y alcaldes de ayuntamientos gobernados por Bildu, entre otros.