Salud intentará que se cumpla la prohibición de fumar en el exterior de centros sanitarios

Una trabajadora fumando en el exterior del San Pedro, en una imagen de archivo/Justo Rodriguez
Una trabajadora fumando en el exterior del San Pedro, en una imagen de archivo / Justo Rodriguez

Salud recuerda que el incumplimiento de esta prohibición puede acarrear multas de hasta 600 euros

LA RIOJALogroño

La Consejería de Salud impulsa medidas preventivas y de control del tabaquismo para que los centros y los recintos sanitarios sean espacios libres de humo, han afirmado hoy el director general de Salud Pública, Juan Ramón Rábade, y el director del Área de Salud de La Rioja, José Miguel Acítores.

Ambos han presidido la reunión del grupo de trabajo de la Red Riojana de Hospitales y Centros Sanitarios y Sociales sin Humo, en la que Rábade ha indicado, en declaracions a Efe, que "el principal objetivo de esta Red es la protección de salud de los trabajadores".

Ello se logra "asegurando ambientes de trabajo seguros y saludables, facilitando el cumplimiento de la legislación y siendo coherentes con las acciones públicas de promoción de estilos de vida saludables y de prevención de las enfermedades causadas por el tabaco", ha indicado.

Salud también desea avanzar en el cumplimiento de la normativa vigente que prohíbe fumar en todas las dependencias sanitarias y que supone, no solo la prohibición en el interior de dependencias y de edificios, sino también en sus recintos vallados.

En este sentido, para que profesionales y ciudadanos conozcan que la prohibición de fumar se extiende a todo en recinto sanitario, se colocarán grandes carteles en los accesos para recordar esta Ley y que su incumplimiento puede acarrear sanciones económicas de hasta 600 euros.

Además, se trabaja en la redacción de un procedimiento de actuación ante el incumplimiento de la normativa en materia de tabaquismo, con el fin de que, ante cualquier incumplimiento, todos los trabajadores sepan cómo actuar y cuáles serán las consecuencias que se podrán aplicar a pacientes, acompañantes y trabajadores.

Acítores ha explicado que el compromiso de la Consejería es "mantener la prohibición de fumar en estos centros y también apoyar la deshabituación tabáquica de los profesionales y usuarios a través de programas de formación"; así como con el impulso de intervenciones comunitarias de prevención del tabaquismo; el fomento de espacios sin humo y la promoción del intercambio de experiencias e información.

Sus datos indican que, en el último año, Salud ha impulsado medidas preventivas, de control y de asistencia para favorecer el abandono del hábito tabáquico entre profesionales y trabajadores de la salud y para que los propios sanitarios trabajen la deshabituación de sus pacientes.

En 2017, entre otras actuaciones, se actualizó la Guía de Intervención en Tabaquismo para Profesionales de Atención Primaria; y se revisó y envió material para el tratamiento del tabaquismo dirigido a embarazadas.

También se remitió material preventivo y de tratamiento a los servicios de Neumología, Cardiología y Digestivo para que los profesionales puedan trabajar con sus pacientes para que abandonen el tabaco.

Se llevaron a cabo diferentes acciones de formación e información y la "Encuesta sobre consumo de tabaco en los profesionales de la sanidad riojana", cuyo objetivo es conocer la tendencia de este consumo a lo largo de los años.

En concreto, en 2017, el 13,83 % de los trabajadores contestó esta encuesta y el 74,56 % de ellos afirmaron que no eran fumadores y el 19,49 %, que fumaban a diario.