La dirección de Podemos no acude al acto de conciliación con Cantabrana

Germán Cantabrana ofrece unas declaraciones a los diferentes medios informativos de la región. /Sonia Tercero
Germán Cantabrana ofrece unas declaraciones a los diferentes medios informativos de la región. / Sonia Tercero

El portavoz parlamentario de la formación se siente víctima de una «purga política»

LA RIOJALogroño

La dirección de Podemos en La Rioja no ha acudido hoy al acto de conciliación con Germán Cantabrana, después de que el portavoz de la formación en el Parlamento de La Rioja fuera despedido a primeros del pasado mes de julio.

Cantabrana, que mantiene diferencias públicas con la dirección de Podemos en La Rioja, tenía un contrato laboral vinculado al partido, para ejercer su labor en el Parlamento de La Rioja, según él mismo ha explicado a Efe.

Algo que ha continuado haciendo desde que fue despedido, a la espera que resolver el recurso sobre su despido, primero en las instancias del partido «aunque no me han contestado» y luego ante las autoridades laborales.

Por ello, tanto él como el partido estaban citados hoy a un acto de conciliación, al que solo ha acudido el propio Cantabrana, pero ningún representante de la empresa que le despidió, Podemos, que alegó «transgresión de la buena fe contractual» del portavoz en su carta de despido.

En ese documento, ha explicado Cantabrana, también se aludía «desobediencia y ofensas al Consejo Autonómico de Podemos», algo que niega el despedido.

Nuevas acciones legales

Tras la no asistencia de Podemos al acto de hoy, Cantabrana va a emprender acciones legales, ante los órganos competentes, reclamando la nulidad de su despido.

Ha lamentado, también que su partido no tenga en cuenta «el tiempo de trabajo parlamentario» porque él se haya inmerso en la preparación del próximo Debate del Estado de la Región «y lo he tenido que dejar para encontrarse que nadie de Podemos se ha presentado».

Algo que, ha reconocido, no le sorprende «porque el objetivo del Consejo Autonómico de Podemos en La Rioja es dañar a sus rivales políticos, en este caso a mí, para lograr su objetivo de presentarse solos a las inminentes primarias» en la formación.

«Durante todo este proceso de hostigamiento no se me ha dado nunca la opción a defenderme, incluso se han silenciado los recursos que he presentado», asegura y recalca que desde hace dos años ha pedido una reunión con el Secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, «que me ha negado».

Cantabrana considera que su despido se ha realizado con «un proceso plagado de irregularidades» como el haberle dado de baja de la Seguridad Social «cinco días después de presentar mi último recurso, sin tenerlo en cuenta».

«Sin embargo, los expedientes sancionadores contra Francisco Garrido (actual secretario general de Podemos en La Rioja) llevan sin abrirse un año lo mismo que su proceso revocatorio, que lleva esperando desde abril«, concluye Cantabrana, que se siente víctima de «una purga política».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos