La ADER convoca ayudas para empresas en crecimiento, exportación y tecnología

Javier Ureña, junto a Leonor González Menorca./La Rioja
Javier Ureña, junto a Leonor González Menorca. / La Rioja

El programa está dirigido a empresas de entre 10 y 249 trabajadores | La inversión conllevará aumentar la plantilla

LA RIOJALogroño

La Agencia de Desarrollo Económico de La Rioja (ADER), ha convocado este jueves una nueva edición de la Agenda de Fortalecimiento Empresarial, que se divide en tres tipos de ayudas, para el crecimiento, la internacionalización y alta tecnología. Así lo ha afirmado este jueves la consejera de Desarrollo Económico e Innovación, Leonor González Menorca, en una rueda informativa, en la que también ha participado el gerente de la ADER, Javier Ureña.

González Menorca ha explicado que el objetivo de este programa, dirigido a empresas de entre 10 y 249 trabajadores, es apoyarlas en la realización de sus planes de inversión a tres años que conlleven compromisos de crecimiento de negocio y de empleo.

Estos planes, ha proseguido, se centrarán en alguno de estos tres ámbitos: aumento de las exportaciones, incremento de su dotación tecnológica, o crecimiento de negocio, con un carácter general, y en los tres casos esta inversión conllevará incrementar la plantilla.

Hasta final de año

Las empresas que entren en esta convocatoria, que estará abierta hasta el próximo 31 de diciembre, podrán optar a subvenciones con intensidades máximas y, además, recibirán asesoramiento personalizado y tendrán acceso a servicios de diagnóstico, programas de formación y productos financieros.

La consejera ha detallado que hasta ahora se han presentado 19 proyectos a la Agenda de Fortalecimiento, cuya primera convocatoria fue en 2015, en las que se han generado 258 nuevos empleos y que han aumentado su facturación en 78 millones de euros.

En el caso de la Agenda de Crecimiento, ha apuntado, la empresa debe tener un volumen de negocio igual o superior a 1,5 millones de euros, y su compromiso será incrementar su plantilla y su volumen de negocio en un 25 por ciento con un mínimo de 10 empleos indefinidos.

Como novedad, la ADER ha convocado tres tipos de agenda: de Crecimiento; de Internacionalización, centrada en aquellas empresas que quieren aumentar su proyecto exportador; y de Alta Tecnología, destinada al desarrollo de las empresas de servicios de alta tecnología y a la incorporación de actividades de mayor valor añadido, ha dicho.

Para optar a la Agenda de Internacionalización, la empresa debe haber realizado operaciones de internacionalización de manera continuada durante los últimos ejercicios cerrados, y, al menos en alguno de ellos, su volumen exportador tiene que haber sido igual o superior a los 100.000 euros, ha especificado.

En este caso, ha apuntado, la empresa se comprometerá a incrementar su plantilla en un 25 %, con un mínimo de 10 empleos indefinidos, y su cifra de exportaciones en un valor igual o superior al 30 % del compromiso de incremento de su volumen de negocio en el tercer año de su plan estratégico.

Ha destacado que la Agenda de Alta Tecnología se dirige a empresas cuyo volumen de facturación del último ejercicio sea igual o superior a los 750.000 euros, su compromiso será incrementar su plantilla en un 25 %, con un mínimo de 5 empleos indefinidos, así como su cifra de negocio en al menos el 35 %.

Para concurrir a cualquiera de los tres tipos de agenda, la empresa tiene que presentar un plan estratégico que refleje el proyecto empresarial de futuro que desee abordar junto a una fecha de inicio, objetivos, inversión y compromisos cuantitativos específicos a alcanzar en el plazo máximo de tres años, ha remarcado.

«No es una ayuda más»

Ureña ha incidido en que las empresas podrán optar a las máximas intensidades en el conjunto de ayudas disponibles y dispondrán de un servicio de acompañamiento y asesoramiento de un equipo de expertos durante los tres años de duración de su plan, además de un itinerario personalizado de ayudas, financiación y servicios.

«No es una ayuda más, sino un compromiso entre la empresas y la ADER que obliga a una reflexión estratégica, que es importante en un tejido empresarial muy conformado por pequeñas y medianas empresas», ha remarcado.