Ramos da la sorpresa y acaba con Raonic

Albert Ramos, durante el partido de octavos de final. /
Albert Ramos, durante el partido de octavos de final.

El tenista español avanza en el Torneo de París y se jugará con Wawrinka un billete para semifinales

EFE

Contra todo pronóstico, el español Albert Ramos se convirtió este domingo en el primer cuartofinalista de Roland Garros al derrotar al canadiense Milos Raonic por 6-2, 6-4 y 6-4 en 2 horas y 20 minutos.

En sus primeros octavos de final en un Grand Slam, el de Mataró impuso su juego de tierra batida contra el potente servicio del cabeza de serie número 8, pupilo de Carlos Moyá y de Ricardo Piatti, algo disminuido físicamente por unos problemas en la pierna que ya le aparecieron en la ronda precedente.

Ramos hizo un partido muy completo y privó al canadiense, que a partir de ahora también estará asesorado por John McEnroe, de unos segundos cuartos de final en el Grand Slam de tierra batida.

«No puedo decir como me siento, en los últimos años siempre había caído en primera ronda, y estar por el momento en cuartos de final me hace muy feliz», aseguró el tenista desde la pista Suzanne Lenglen, la segunda más importante del torneo.

El español aseguró haberse sentido muy bien, ayudado por las condiciones meteorológicas, muy húmedas hoy en París, lo que hizo la pista más lenta y eso le sirvió para "contrarrestar el juego de Milos" y poder sacar lo mejor del suyo.

El catalán, que nunca antes en sus 28 años había superado dos rondas en un Grand Slam, se medirá por un puesto en las semifinales contra el suizo Stan Wawrinka, defensor del título.

«Si juego contra Wawrinka espero hacerlo mejor que la última vez, que me hizo un 6-1, 6-1», dijo el español en referencia al duelo de la pasada semana en Ginebra, donde el suizo acabó levantado el trofeo.

Es la segunda vez en su carrera que Ramos, actual 55 del mundo, gana a un "top 10", tras haber derrotado al suizo Roger Federer en el torneo de Shangai del año pasado.

Superado en la primera ronda de Roland Garros en los cuatro últimos años, Ramos se está tomando la revancha en esta edición. El español es el único zurdo que sobrevive en el torneo, de los 17 que lo comenzaron

Raonic, por su parte, se queda a un escalón de su mejor actuación en Roland Garros, lograda en 2014. El año pasado el canadiense estuvo ausente para recuperarse de una lesión.

Semifinalista en Wimbledon en 2014 y en el Abierto de Australia del año pasado, considerado uno de los tenistas más talentosos del momento a sus 25 años, actual 9 del ránking, Raonic llegó a París con unos buenos resultados en tierra batida.

Cuartofinalista en Montecarlo y Madrid, cayó en la segunda ronda en Roma. Fuera de la arcilla, el canadiense conquistó este año en Brisbane el octavo título de su carrera y llegó a la final del Masters 1.000 de Indian Wells, donde perdió contra el número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic.