Australia e Irlanda ejercen de aspirantes

El irlandés Tommy Bowe, en una acción ante Rumanía. /
El irlandés Tommy Bowe, en una acción ante Rumanía.

Victorias contundentes ante Uruguay y Rumanía, mientras que Escocia supo reaccionar a tiempo para deshacerse de Estados Unidos

EFE

Australia e Irlanda ejercieron de aspirantes a luchar por el trono mundial de rugby que ostenta Nueva Zelanda con sendas victorias contundentes ante Uruguay y Rumanía, mientras que Escocia supo reaccionar a tiempo para deshacerse de Estados Unidos.

más información

Los 'Wallabies' no tuvieron piedad de Uruguay en su segundo partido dentro del grupo A, disputado en el estadio Villa Park de Birmingham.

Los campeones en 1991 y 1999 derrotaron por 65-3 a los Teros, que muy poco pudieron hacer para frenar las acometidas de los oceánicos, que dieron una auténtica exhibición, aunque la deberán corroborar el próximo sábado en Twickenham ante la anfitriona Inglaterra, que acude muy necesitada a dicho compromiso tras caer este sábado frente a Gales (25-28).

La selección australiana, que dominaba al descanso por 31-3, fue un vendaval. Sean McMahon (6 y 68), Ben McCalman (m.35 y 60) y Drew Mitchel (m.46 y 51) lograron dos ensayos, y completaron este capítulo Joseph Tomane (8), Dean Mumm (m.25), Henry Sepight (m.30), Matt Toomua (m.70) y Tevita Kuridrani (80).

Quade Cooper aportó cinco transformaciones y salvó el honor para los Teros Felipe Berchesi, quien logró un golpe de castigo a los 23 minutos.

Irlanda también cumplió con los pronósticos al vencer con claridad a Rumanía en Wembley (44-10), donde se batió el récord histórico de asistencia a un partido de la Copa del Mundo de rugby con 89.267 espectadores.

El encuentro 300 en la historia del Mundial solo tuvo el color verde del actual campeón del Torneo Seis Naciones. Rumanía aguantó poco más de diez minutos. Luego el XV del Trébol impuso la lógica y su mayor potencial. Tommy Bowe (m.18 y 61) y Kith Earls (m.28 y 43) sumaron dos ensayos y otro lograron Rob Kearney (m.64) y Chris Henry (m.73).

Irlanda domina el grupo D, con diez puntos, por delante de Francia (9). Dentro de una semana se enfrentará a Italia en su tercer encuentro en el estadio Olímpico de Londres.

Escocia no lo tuvo fácil ante Estados Unidos, que obligó a que mostrara su mejor versión. El XV del Cardo llegó perdiendo al descanso por 6-13 y no tuvo más remedio que despertar de su letargo para ganar por 39-16.

El conjunto escocés salió airoso del partido en el estadio Ellan Road de Leeds con un gran segundo tiempo, en el que logró cinco ensayos (Tim Visser, Sean Maitland, WP Nel, Matt Scott y Duncan Weir) para revertir una situación que se le había puesto complicada.

Los escoceses, que derrotaron a Japón en su primer encuentro (45-10), lideran el grupo B del Mundial con 10 puntos tras conseguir hoy un nuevo bonus, tres más que Sudáfrica, que el sábado reaccionó con una autoritaria victoria sobre Samoa (46-6), en tanto que Estados Unidos queda como colista.