Acordes sin fronteras

Sáinz Villegas en Chicago, donde en mayo pasado interpretó el Concierto de Aranjuez con la Orquesta Sinfónica de Chicago. / TODD ROSENBERG
Sáinz Villegas en Chicago, donde en mayo pasado interpretó el Concierto de Aranjuez con la Orquesta Sinfónica de Chicago. / TODD ROSENBERG

El guitarrista riojano sigue cosechando aplausos por todo el mundo y críticas que, como la del 'Chicago Tribune', hablan de «la profundidad de su arte» | Amsterdam, Shanghai, Ezcaray y México marcan la agenda estival de Sáinz Villegas

Estíbaliz Espinosa
ESTÍBALIZ ESPINOSALogroño

Este lunes está en Amsterdam, donde le presentan como 'el alma de la guitarra española'. Y precisamente con alma y muy español es el repertorio elegido por Pablo Sáinz Villegas para su actuación de esta tarde en la sala Concertgebouw de la capital holandesa, donde interpretará obras de Boccherini, Manuel de Falla, Joaquín Rodrigo y Francisco Tárrega. Lo hará acompañado de la Amsterdam Sinfonietta, formación con la que acaba de actuar en Alemania. El virtuosismo y hondura de Sáinz Villegas con la guitarra clásica tendrán esta tarde un gran aliado en la excelente acústica de la Concertgebouw, considerada una de las tres mejores salas de conciertos del mundo.

La de Amsterdam es solo una de las numerosas escalas marcadas en el mapa de recitales del artista logroñés durante este mes de julio. Un apretado calendario que le llevará de punta a punta del planeta, de Europa a Asia y América, pasando por Ezcaray.

CITAS EN JULIO

8 de julio
Amsterdam, en la sala Concertgebouw.
10 julio
Shanghai, concierto al aire libre en el Urban Music Lawn.
23 de julio
Ezcaray, concierto-recital en el Teatro Real de Ezcaray, dentro del VII Campus Oja Musicae.
27 y 28 julio
Nuevo México, en la Sala Nezahualcóyotl.

Dentro de dos días, el miércoles 10, Pablo Sáinz Villegas actúa en Shanghai y al aire libre. Lo hará en el marco del Shanghai Urban Music Lawn, un festival de verano que despliega la música clásica por los parques de la ciudad más poblada de China.

En el Campus Oja Musicae

Y de ahí a La Rioja para participar en el VII Campus Internacional Oja Musicae, programado a finales de julio en Ezcaray como espacio de encuentro, de intercambio de ideas y experiencias musicales en el que participan profesores y estudiantes de música de España y del extranjero.

Será el martes 23 cuando Sáinz Villegas acuda a esta cita para protagonizar un concierto-recital en el Teatro Real de Ezcaray. También ofrecerá una charla a todos los alumnos y profesores del campus.

Su última parada artística antes de disfrutar de las vacaciones será en Ciudad de México, concretamente en la Sala Nezahualcóyotl, donde ofrece dos conciertos (los días 27 y 28 de julio) con la Orquesta Sinfónica de Minería, con la que ya debutó en el año 2017. En el programa diseñado para la ocasión figuran la 'Suite del ballet Don Lindo de Almería, op. 7' de Rodolfo Halffter, 'Fantasía para un hombre gentil' de Joaquín Rodrigo, y 'Variaciones concertantes' de Alberto Ginastera.

«Brillo y nobleza» de Villegas, según el 'Chicago Tribune'

Las ovaciones del público puesto en pie pusieron el broche de oro al debut de Pablo Sáinz Villegas con la Orquesta Sinfónica de Chicago, en el Symphony Center de Chicago en mayo pasado, un gran concierto que el riojano cerró con un bis muy personal: la 'Gran Jota' del maestro Tárrega. Hacía casi 20 años que un primer solista no tocaba con esta Sinfónica -desde el gran John Williams en el 2002-, y el logroñés dio la talla. La posterior crítica del 'Chicago Tribune' habla de un Villegas que «compuso pasajes técnicamente geniales con aparente facilidad y musicalidad generalizada». Atribuye «profundidad» a su arte y «poesía y ardor lírico» a su interpretación del 'Concierto de Aranjuez', al que -dice- sacudió de clichés gracias al «brillo de su tono y la nobleza de sus ritmos».

A los aplausos de su público, las favorables críticas y el éxito discográfico de su reciente colaboración con Plácido Domingo en el álbum 'Volver', Pablo Sáinz Villegas suma su mayor triunfo: la solidaridad. Solidaridad que desde hace doce años canaliza a través de la fundación 'El Legado de la Música Sin Fronteras' y basa en la música: «Nuestro instrumento para sensibilizar, aprender y fortalecer nuestras raíces culturales».