NBA

Los Lakers humillan a los Warriors pese a la lesión de LeBron

LeBron James, en una acción ante Kevin Durant. /Thearon W. Henderson (Afp)
LeBron James, en una acción ante Kevin Durant. / Thearon W. Henderson (Afp)

Kuzma y Zubac destacan en la victoria de los angelinos, que se afianzan en el segundo puesto de la División Pacífico

EFEHOUSTON

Los Angeles Lakers se exhibieron ante los Warriors de Golden State, a los que derrotaron a domicilio por 101-127, en el duelo de equipos punteros de la División Pacífico de la NBA, pese a no poder contar durante muchos minutos con LeBron James, lesionado en el tercer cuarto.

James, pese a que tuvo que abandonar el campo en el tercer cuarto al sufrir un tirón en la ingle de la pierna derecha, aportó otro doble-doble de 17 tantos y 13 rebotes en 21 minutos de juego. Los primeros exámenes de rayos X mostraron que la estrella de los Lakers no sufre una lesión de gravedad.

El propio LeBron, al concluir el partido, dijo no sentirse demasiado preocupado por lo de la lesión, aunque hasta este miércoles, cuando estén en Los Ángeles, no podrá conocer el verdadero alcance del percance tras someterse a un examen de resonancia magnética. «Siempre que he tenido algún problema de lesiones no me han producido preocupación porque he encontrado la manera de superarlas con facilidad», argumentó.

No fue la mejor noche de inspiración encestadora la que tuvieron los Warriors de Golden State que vieron cómo en la tradicional jornada del día de Navidad de la NBA cayeron humillados en su campo.

El ala-pívot Kyle Kuzma logró 19 puntos que le permitió encabezar el ataque de los Lakers que tuvieron a siete jugadores con números de dos dígitos. Con su quinta victoria en los últimos diez partidos, los Lakers pusieron sus números en el campeonato en 20-14 y se afianzan en el segundo lugar de la División Pacífico, a sólo 2,5 partidos de los Warriors, que son los líderes.

El pívot croata Ivica Zubac confirmó que cada día va a más en su juego, ahora que ha salido de titular aportó doble-doble de 18 puntos y 11 rebotes, incluidos ocho defensivos, y puso dos tapones.

Otro jugador decisivo en la victoria de los Lakers fue el veterano base Rajon Rondo, quien salió de reserva y aportó un doble-doble de 15 puntos, 10 asistencias, cinco rebotes y dos faltas personales. Los escoltas Josh Hart y Lance Stephenson, con 12 y 11 puntos, respectivamente, completaron la lista de los mejores encestadores de los Lakers, que como equipo tuvieron un 55% (47-85) de acierto en los tiros de campo, comparado al 41% (38-93) de los Warriors.

Los Lakers también dominaron en el juego defensivo y bajo los aros con 49 rebotes por 37 de los Warriors, que tuvieron al escolta reserva Andre Iguodala como su líder encestador al aportar 23 puntos, su mejor marca de la temporada, tras anotar 7 de 9 tiros de campo al concluir la primera parte, después de encestar los cinco iniciales, y realizar una gran defensa sobre LeBron James. Mientras que el alero Kevin Durant, que jugó con molestias en el tobillo izquierdo, consiguió 21 puntos, siete rebotes y siete asistencias.

El base Stephen Curry esta vez no pudo ser factor ganador, con apenas 15 puntos tras fallar 12 de 17 tiros de campo, incluidos 6 de 8 que hizo desde fuera del perímetro, y repartió cinco asistencias. Tampoco el escolta Klay Thompson estuvo inspirado y apenas logró cinco tantos (2-7, 1-3, 0-0), al igual que le sucedió al ala-pívot Draymond Green, que anotó cuatro tantos (2-7, 0-30-0-1.

Harden pulveriza a los Thunder

Por otro lado, la ya tradicional jornada del día de Navidad en la NBA dejó los triunfos con suspense de los Houston Rockets y los Boston Celtics, mientras que Milwaukee Bucks y Utah Jazz ofrecieron auténticas exhibiciones de poder ofensivo.

El escolta James Harden volvió a ser el líder indiscutible del ataque de los Rockets al aportar 41 puntos en el partido que ganaron por 113-109 ante los Oklahoma City Thunder. Harden, que anotó 5 de 16 intentos de triple, también repartió siete asistencias y capturó seis rebotes en lo que fue el segundo triunfo consecutivo de los Rockets (18-15), séptimo en los últimos ocho partidos disputados y que les consolida como líderes de la División Suroeste.

El Jugador Más Valioso (MVP) de la liga estableció una nueva marca individual al encadenar siete partidos consecutivos anotando 30 o más puntos, siendo el primer jugador que lo consigue desde que lo lograse su excompañero de los Thunder Russell Westbrook en noviembre de 2016. Harden también se convirtió en el primer jugador que anota 40 o más puntos en un partido del día de Navidad desde Kevin Durant, quien consiguió 44 en 2010 cuando estaba en los Thunder.

Pero sería el base Austin Rivers, fichado el lunes como agente libre, quien surgiese como el factor sorpresa al conseguir 10 puntos, incluidos dos triples consecutivos que permitieron a los Rockets romper el marcador a su favor a la mitad del cuarto periodo. Aunque los Thunder mantuvieron la lucha y siguieron metidos en el partido a falta de 7.4 segundos para el final del tiempo reglamentario, Rivers anotó el segundo tiro libre que puso el marcador de 113-109 que aseguraba la victoria de los Rockets.

James Harden lanza con la oposición de Paul George.
James Harden lanza con la oposición de Paul George. / Bob Levey (Afp)

El alero Paul George, con un doble-doble de 28 puntos y 14 rebotes, fue el líder de los Thunder, que también tuvieron el apoyo del base Russell Westbrook al quedarse a las puertas de un triple-doble con una aportación de 21 tantos, capturar nueve balones bajo los aros y repartir nueve asistencias, además de recuperar cuatro balones y perder otros seis.

Kyrie Irving impulsa a los Celtics

El base Kyrie Irving consiguió triples consecutivos en la prórroga y logró un doble-doble de 40 puntos y 10 rebotes para los Celtics, que vencieron 121-114 a los Sixers de Filadelfia.

El equipo de Boston mejoró su marca a 20-13 y se mantiene tercero en la División Atlántico, a cuatro partidos de los Toronto Raptors y a uno de los Sixers. El alero Jayson Tatum logró otro doble-doble de 23 puntos y 10 rebotes y el ala-pívot Marcus Morris encestó 23 tantos.

Los Sixers (22-13) tuvieron el liderazgo en el ataque del pívot camerunés Joel Embiid, que firmó un doble-doble de 34 puntos y 16 rebotes, sin que al final pudiesen evitar la derrota.

Kyrie Irving lanza a canasta en el partido que midió a los Celtics con los Sixers.
Kyrie Irving lanza a canasta en el partido que midió a los Celtics con los Sixers. / Omar Rawlings (Afp)

Otra exhibición de Antetokounmpo

El ala-pívot griego Giannis Antetokounmpo hizo su debut en un partido del día de Navidad con una demostración de poder al aportar un doble-doble de 30 puntos y 14 rebotes que permitió a los Bucks vencer a domicilio por 95-109 ante los devaluados New York Knicks. El pívot Brook López también destacó en el juego interior con 20 puntos en el primer partido que los Bucks disputaron en el día de Navidad desde 1977.

Giannis Antetokounmpo machaca el aro.
Giannis Antetokounmpo machaca el aro. / Andy Marlin-USA TODAY Sports

La victoria permitió a los Bucks ponerse con marca de 23-10, líderes de la División Central y segundos en la Conferencia Este, sólo superados por los Raptors de Toronto.

El escolta titular Donovan Mitchell tuvo 19 puntos y lideró el ataque de los Utah Jazz, que se impusieron con comodidad por 117-96 a los Trail Blazers de Portland en el partido con el que se cerró la jornada navideña.