Habla la víctima de 'La Manada': «No os quedéis callados, porque si lo hacéis les dejáis ganar»

Habla la víctima de 'La Manada': «No os quedéis callados, porque si lo hacéis les dejáis ganar»

Escribe una carta a un programa de televisión días después de que los condenados quedaran en libertad a la espera de una sentencia firme

COLPISA / AGENCIASMadrid

La víctima de 'La Manada', como se conoce a los cinco condenados por abusos sexuales a una joven madrileña en los sanfermines de 2016, ha decidido romper su silencio con una carta enviada a 'El Programa de Ana Rosa', en la que hace un llamamiento para no permanecer en silencio ante casos como estos. «No os quedéis callados porque si lo hacéis, les estáis dejando ganar a ellos», recoge la misiva, que llega días después de que los condenados quedaran en libertad a la espera de la sentencia firme.

La joven explica que «el camino que hay que recorrer no es un plato de buen gusto» pero plantea una reflexión: «¿Qué hubiera pasado si yo no hubiera denunciado? Pensadlo, está muy bien condenar pero todos tenemos que ser partícipes del cambio». La carta continúa con una llamada al resto de víctimas a contar su caso. «Contadlo a amigos, a la policía o en un tiut, pero contadlo», anima. «Pensaréis que no tenéis fuerza para luchar, pero os sorprendería la fuerza que tenemos los seres humanos».

En la misiva muestra su agradecimiento por el apoyo que le ha brindado su entorno, así como el clamor social de miles de personas que, sin conocerla, «tomó España» y le «dio voz» cuando muchos se «la intentaron quitar». «Gracias por no dejarme estar sola, por creerme hermanas», señala la joven, que agradece también a todas las personas que han hablado de ella aunque solo fuera «un segundo para repudiar lo ocurrido». «Me doy por satisfecha si he contribuido al cambio de mentalidad y he llevado a otras mujeres a denunciar», añade.

La joven, que encabeza la carta con la frase «de víctima a superviviente y de ahí a mujer valiente», señala que «no soy la chica de Sanfermines, soy la hija, la nieta, la amiga» y pide a los ciudadanos pensar un momento antes de hablar sobre ella, porque «puedo ser la chica que está sentada a tu lado».

La misiva recuerda que «nadie tiene que pasar por esto, lamentarse de beber, de hablar con gente en una fiesta, de ir sola a casa o de llevar una minifalda» y pide «no bromear con una violación» al igual que no se hace con las enfermedades porque es «indecente». También lanza un mensaje de esperanza a las víctimas, destacando que de una situación como la suya «se puede salir».

 

Fotos

Vídeos