Isabel Preysler y Vargas Llosa acuden de la mano a la fiesta de Porcelanosa en Nueva York

Mario Vargas LLosa e Isabel Preysler. /
Mario Vargas LLosa e Isabel Preysler.

Una carpa de 2.000 metros cuadrados en el parque Madison Square ha congregado a 750 invitados, entre los que se encontraban Richard Gere, Sarah Jessica Parker y Carolina Herrera

COLPISA / AGENCIASnueva york

De la mano. Así ha llegado la pareja formada por Mario Vargas Llosa e Isabel Preysler a la fiesta de inauguración de la tienda estrella de la empresa española Porcelanosa en Nueva York. Preysler, imagen de la fabricante de cerámicas, mobiliario de cocina y baño desde hace tres décadas, ha elegido una de las fiestas más importantes del año para hacer pública su polémica relación con el premio Nobel de Literatura.

La viuda de Miguel Boyer y exmujer de Carlos Falcó y Julio Iglesias, muy sonriente en todo momento, eligió un elegante y ceñidísimo vestido en plata y ónix plagado del modista Alfredo Villalba, rematado con joyas de Rabat. Por su parte, el reputado escritor peruano se mostró menos cómodo con las tareas de nuevo rey del papel 'couché'. Así, el autor de clásicos atemporales como 'Conversación en la Catedral' y la filipina 'sin edad' eclipsaron a las demás celebridades convocadas por la empresa de Manuel Colonques en la Quinta Avenida.

Tras la inauguración de la nueva sede -situada en el emblemático Commodore Criterion y rehabilitada por el arquitecto Norman Foster-, el parque Madison Square, con una carpa blanca de 2.000 metros cuadrados, ha congregado a 750 invitados, entre los que se encontraban actores de la talla de Richard Gere o Sarah Jessica Parker, diseñadores como Carolina Herrera y, como no, una nutrida representación española formada, entre otros, por los toreros Cayetano Rivera -sin Eva González- y Finito de Córdoba, acompañado de su mujer Arancha del Sol; el viudo de la duquesa de Alba, Alfonso Díez, además de modelos como Nieves Álvarez o la exnovia de Cristiano Ronaldo, Irina Shayk, que no fue acompañada por su actual pareja, Bradley Cooper.