En Santo Domingo, como en Belén

El belén Playmobil se enmarca este año en un paisaje polar, que dejará 'helados' a los visitantes que se acerquen hasta el claustro. :: albo
/
El belén Playmobil se enmarca este año en un paisaje polar, que dejará 'helados' a los visitantes que se acerquen hasta el claustro. :: albo

La catedral abre mañana su oferta belenística, con muchas y variadas formas de representar el Nacimiento

J. ALBO

Se acerca la Navidad y, con ella, llegan los belenes, muchos en Santo Domingo de la Calzada y, además, con novedades que se podrán descubrir a partir de mañana, cuando la catedral inaugurará la oferta que ha preparado para sorprender tanto a niños como a adultos.

Todo empezó con el Belén Napolitano, el buque insignia que ha convertido al templo calceatense en una referencia belenística, ya que a su vera han ido surgiendo nuevas iniciativas y formas de representar el nacimiento de Jesús.

Belenes
Belén Napolitano; el de Playmobil; otro mecánico; un mural de barro cocido; belenes en miniatura, entre otras curiosidades.
Fechas
Hasta el 7 de enero.
Horario de visitas
De lunes a domingo, de 10 a 19.15 horas.
Precios
Entrada normal, 5 euros; reducida (grupos de más de 25 personas, mayores de 65 años, niños de 7 a 14 años y peregrinos con credencial), 3 euros.

Desde la suntuosidad y el detalle llevado al extremo del 'Cantata dei Pastori', al que su propio autor, Nicola Maciariello, dio el pasado año los toques necesarios que le dejaron puesto a punto, hasta belenes en miniatura, de papel, enmarcados en barricas de vino, en un frontón, de diferentes regiones del mundo...

El claustro ofrecerá un recorrido por las diferentes formas de representar el hecho religioso, que trasciende más allá de este para, en muchas ocasiones, acercarse a la obra de arte. Sin menoscano de nada, pueden ser belenes sobrios o muy entretenidos, como los que prepara la asociación Aesclick con las populares figuras de Playmobil, por cientos, como el que este año han enmarcado en un paisaje helador; o el mecánico que con mucho esmero prepara el abad de la catedral, Carlos Pérez-Caballero, con unas 150 figuras en movimiento, en representación de distintos oficios. A ellos se suma también este año, entre otras novedades belenísticas, un mural hecho con barro cocido por José Gonçalves, de Portugal.

Obras, unas y otras, para disfrutar de una tarde en Belén.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos