larioja.com
Miércoles, 23 julio 2014
sol
Hoy 10 / 28 || Mañana 11 / 31 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Un paso a propiedad difícil de estacionar

REGIÓN

Un paso a propiedad difícil de estacionar

24.06.12 - 00:40 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Las reclamaciones no son nuevas; las protestas, tampoco... Cesionarios de las 548 plazas del parking de Jorge Vigón están recorriendo un camino ya cubierto por los 366 del aparcamiento del parque del Semillero. De hecho, unos y otros llegaron a ser compañeros de viaje junto a otros logroñeses con el mismo problema en la plaza de las Chiribitas, Acesur y El Cubo. Mención aparte merece el caso de la plaza de la Primavera, donde los problemas constructivos y las grietas aparecidas en los edificios aledaños vinieron a copar las reivindicaciones reservadas en otros para el paso a propiedad.
Más de mil logroñeses continúan demandando a día de hoy la enajenación de sus aparcamientos tal y como les prometieron. Jorge Vigón, Albia de Castro y avenida de España aguardan turno por segunda legislatura. Diferentes problemas de las concesionarias provocan que, varios años después de su entrega, hasta tres parkings de los ocho inicialmente contemplados en el controvertido Plan de Centro puesto en marcha por Julio Revuelta entre el 2004 y el 2007, sigan en régimen de cesión y no propiedad como incluía el pliego.
El mismo contemplaba tal posibilidad y el propio contrato de cesión temporal de uso así lo establecía, si bien la voluntad final quedaba, según recuerda el concejal del PSOE en la oposición Vicente Urquía, a decisión de la empresa... lo que en la práctica ha sido sinónimo de problemas y no pocos.
Depende de la empresa
Los trámites para su desafectación pueden ser iniciados de oficio por parte del Ayuntamiento o a instancias de la concesionaria -empresa constructora en la mayoría de los casos-; sin embargo, siempre depende del acuerdo entre ambas partes y quien tiene la última palabra es la adjudicataria, que debe afrontar el pago de un canon establecido en su día en 600 euros por plaza (que actualizado anualmente con el IPC hoy rondaría los 750) en concepto de tramitación.
«Sobre el papel se vendió como propiedad sin establecerlo expresamente en el pliego dejándolo a criterio de la empresa que, en una crisis como la actual, se niega a asumir tal compromiso pues en la práctica nada le obliga y además le supone un coste al que en algún caso no puede hacer frente», resume el propio Urquía.
Las explicaciones no parecen convencer a los afectados... No en vano, todos los aparcamientos proyectados por el PP dentro del Plan de Centro nacieron con la vocación del paso a propiedad de las plazas ejecutadas en régimen de cesión durante 75 años transcurrido el primer año de contrato: fue un acuerdo plenario del 2002 el que permitió las modificaciones legales pertinentes para la puesta en marcha del modelo; y es que hasta entonces no se contemplaba la posibilidad de enajenar el subsuelo.
La nueva legislación abría además la puerta a que todos los parkings construidos en Logroño pudiesen solicitar el paso a propiedad figurase o no en sus cláusulas, caso del de la plaza de la Paz en el 2006.
De hecho, en la mayoría de aparcamientos 'vendidos' como cesiones con anterioridad se han producido movimientos en ese sentido. Ahí está el parking de la fuente de los ilustres o 'espaldas mojadas' -Gran Vía I entre Chile y Murrieta-, donde algunos cesionarios han mantenido conversaciones con el Ayuntamiento, si bien primero deben ponerse de acuerdo entre quienes aparcan en las 500 plazas. Algo similar sucede en la plaza Primero de Mayo y Carmen Medrano.
Con todo, el primero en conseguirlo fue el de La Cometa en el 2003, luego Chiribitas (2005) y La Primavera (ya en el 2008). Los siguientes en cerrar la operación fueron Martínez Flamarique, Oeste y plaza de la Paz. El Semillero, no obstante, fue el primero del Plan de Centro (2008) tras la constitución de una asociación de afectados y movilizaciones continuas.
Valcuerna, El Cubo, Gran Vía y Acesur fueron a continuación, quedando 'bloqueados' Jorge Vigón, avenida de España y Albia de Castro. Para más 'inri' el Ayuntamiento inició el expediente para su desafectación de los dos primeros, pero la Administración local poco más puede hacer si las constructoras no aceptan las condiciones.
Tratando de convencer
Los cesionarios se sienten rehenes de este juego de intereses y, tras dirigirse en reiteradas ocasiones a sus concesionarias, han vuelto sus miradas al Ayuntamiento, a quien exigen soluciones. «Estamos tratando de convencer a las empresas pues los aparcamientos que quedan pendientes dentro del Plan de Centro fueron ejecutados en régimen de concesión administrativa con el compromiso de pasar a propiedad y la publicidad que ofertaron iba en ese mismo sentido», informa con el ánimo de tranquilizar a los afectados el concejal de Movilidad, Ángel Sáinz Yangüela, quien asegura que «el equipo de Gobierno está de parte de los cesionarios», quienes solo tendrían que correr con los gastos de escrituración, impuestos e inscripción en el registro de sus plazas.
El Ayuntamiento, gobernado ahora por el PP como cuando se construyeron, entiende las quejas de los cesionarios y considera que el problema responde a que las constructoras «han faltado». «Seguiremos trabajando para desbloquear la situación», asevera Sáinz Yangüela, quien concluye que la Administración local no tiene mecanismos legales para obligarles.
En Tuenti
Un paso a propiedad difícil de estacionar
Protestas reclamando el paso a propiedad ya durante la pasada legislatura. :: ENRIQUE DEL RÍO
pliega/despliegaLo más comentado
La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.