Un Zapato de Oro inmejorable

Vuelven Fernando Adrián y Conchi Ríos y no hay ninguna ganadería de Domecq

PABLO G. MANCHA
Antonio Briones, en una foto de archivo / JUAM MARÍN/
Antonio Briones, en una foto de archivo / JUAM MARÍN

La feria de las novilladas más importante de España presentó ayer en Arnedo su 39 edición, lo que supone un auténtico récord en cuanto a certámenes de este tipo y la demostración de que las cosas bien hechas tienen carta de naturaleza en el tiempo. Y esta nueva feria supone un perfecto equilibrio entre seis ganaderías contrastadas (repiten Valdefresno, La Quinta y Baltasar Ibán; regresa Cebada Gago y se presenta en el Arnedo Arena la divisa de Carriquiri, propiedad del jarrero Antonio Briones) y el elenco y distribución de los quince novilleros que participarán en el abono. Están los principales nombres y destaca especialmente que diestros como Gómez del Pilar y Rafael Cerro se apunten a una novillada como la de Cebada Gago, de la que se puede decir que regresa a Arnedo por la puerta grande.

Juan Antonio Abad manifestó que «Arnedo sigue apostando por los toros porque suponen buena parte de la identidad como ciudad, tanto por la promoción que supone para ella como por los valores que tiene la propia fiesta».

Este año la feria sufrirá una subida del IVA espectacular, de los ocho puntos que tributaban las novilladas a los 21 actuales: «Ha sido una cuestión tremenda que obviamente se ver reflejada en las entradas», dijo Abad.

Antonio León, portavoz de la Comisión Taurina, también explicó que gracias al apoyo de los novilleros, los jóvenes se podrán beneficiar de descuentos del 50 por ciento en las entradas: «Vamos a hacer lo mismo que hacen matadores como 'El Juli', Diego Urdiales, Miguel Ángel Perera o Talavante», explicó.

La primera novillada es de La Quinta, una ganadería de encaste Santa Coloma que nunca falla en Arnedo. Ante ella, 'Morenito de Canta', de Perú, el madrileño Mazzantini y el colombiano Sebastián Ritter. Al día siguiente, reses de Valdefresno (Atanasio) para Conchi Ríos y Fernando Adrián (los dos novilleros más destacados del año pasado) y Gonzalo Caballero, triunfador en Sevilla, Madrid y Pamplona. Ante la novillada de Carriquiri (propiedad de Antonio Briones y dirigida por su hija María) actuarán Javier Jiménez, de Sevilla; el francés Juan Leal y Tomás Campos. El regreso de los astados de Cebada Gago tendrá el aliciente de contar en el cartel con dos de los novilleros más destacados del escalafón: Gómez del Pilar (que estuvo sensacional en San Isidro), Rafael Cerro, un novillero extremeño al que apoya Ortega Cano, y Tomás Angulo. Terminará la feria con astados de Baltasar Ibán, la ganadería triunfadora de los últimos años y con Juan Ortega, Roberto Blanco y Román. El último día habrá una becerrada sin muerte para jóvenes promesas.