Diego Urdiales volverá a la Santa María de Bogotá con una corrida de Santa Bárbara

El matador arnedano actuará en la capital de Colombia el 12 de febrero y está a punto de cerrar otro contrato para la feria La Macarena de Medellín

PABLO GARCÍA-MANCHALOGROÑO.
Diego Urdiales, al natural con un toro de Santa Bárbara en la plaza de Santa María. ::
                         L.R./
Diego Urdiales, al natural con un toro de Santa Bárbara en la plaza de Santa María. :: L.R.

Diego Urdiales actuará el próximo domingo 12 de febrero en la plaza de toros de Bogotá, coso en el que confirmó su alternativa el año pasado en una gran actuación en la que cortó una oreja y dejó un estupendo sabor de boca entre la afición colombiana. El torero riojano, tal y como confirma su apoderado Santiago López, actuará junto al también español Iván Fandiño y el local Juan Solanilla. Se da la circunstancia de que Urdiales se las volverá a ver frente a los astados de Santa Bárbara, la misma ganadería ante la que actuó el año pasado: «Me gustó mucho, hubo incluso un toro de indulto que dio un juego excelente. En mi lote tuve la cara y la cruz: el primero desarrolló una gran nobleza y el segundo fue imposible. Estoy muy contento de que me vuelvan a poner con esta ganadería porque tiene un origen muy bueno (El Pilar) y es una de las mejores de Colombia», asegura Diego Urdiales. Además, es bastante probable que el viaje transoceánico no se limite a una sola actuación: «Es muy posible que vaya a Medellín, otra plaza muy importante de Colombia. Lo cierto es que me apetece mucho porque creo que la forma que tengo de sentir e interpretar el toreo gusta mucho entre aquellas aficiones», subraya el riojano. El año pasado la prensa colombiana se deshizo en halagos con la actuación del diestro arnedano. «Bastaron esos lances en que acompañó cada verónica con la cintura para que la gente le abriera el corazón. Enseguida, con esa muleta larga que no parece tener fin, sacó los olés más castizos de la plaza. Hubo transmisión con un toro al que había que llevar con paciencia, sin perder el ritmo, y Diego sabe de eso. Oreja y tarjeta en blanco. Palmas al toro». Así comenzaba la crónica de la corrida Víctor Diusabá en el periódico 'El Espectador', uno de los rotativos más influyentes de la capital de Colombia.

Diego Urdiales está muy esperanzado con la temporada del año 2012: «Es demasiado pronto para hablar de ferias y no puedo adelantar muchas más cosas, pero sé que voy a torear más que ninguna otra temporada en mi vida y me voy a presentar en bastantes plazas en las que todavía no me conocen. Estoy muy ilusionado y para mí es muy importante volver a América y a Bogotá, ya tengo grandes recuerdos del año pasado y las veces que he actuado en Colombia o Perú las cosas siempre se me han dado francamente bien». El torero, que se quiere mantener al margen de la polémica sobre su ausencia en la feria arnedana, asegura que está muy concentrado en su preparación de cara a la nueva temporada: «En estos momentos es lo que más me importe».