Logroño suelta amarras en La Playa

Comienzan las obras del embarcadero del EbroEl Ayuntamiento incluye un modificado en el proyecto que suprimirá el edificio destinado a usos polivalentes

J.EZQUERROLOGROÑO.
Aspecto que presentan en la actualidad las obras de construcción del embarcadero del Ebro, en La Playa. ::                             ALFREDO IGLESIAS/
Aspecto que presentan en la actualidad las obras de construcción del embarcadero del Ebro, en La Playa. :: ALFREDO IGLESIAS

Conjurado como parece el peligro del deshielo y las consiguientes crecidas del Ebro, el Ayuntamiento ha empezado ya a construir el embarcadero de la Playa. Las obras son visibles desde hace unos días para los paseantes que toman las riberas del río en estos primeros días de la primavera. Acotados por un vallado perimetral que ha privado a los peatones del último tramo de paseo, junto al camping, los trabajos han abierto ya una zanja de gran tamaño en la que han aflorado algunos restos de las antiguas piscinas a las que acudían en tropel los logroñeses antes de que apareciera el complejo polideportivo de Las Norias.

En estas primeras labores se ha rasurado también una pequeña porción de vegetación ribereña para hacer hueco a la plataforma desde la cual se accederá a las barcas de recreo a partir del año próximo. Estos son, por ahora, los aspectos más notorios de una actuación que se desarrolla, de momento, con licencia de cota cero a la espera de que en unos días esté listo un modificado en el proyecto.

En lugar de los tres edificios que se habían previsto habrá sólo dos: Desaparece la sala multiusos anunciada y quedan únicamente el espacio para la cafetería y el almacén de las barcas. El modificado, explican en el Ayuntamiento, no alterará mucho el presupuesto inicial como tampoco los plazos para su inauguración, anunciada por la concejala de Medio Ambiente, Concepción Arribas, para la primavera del 2011.

Veinte embarcaciones a remo

El equipamiento estará dotado de unas veinte embarcaciones de remo para navegar por el río, una práctica olvidada en Logroño desde que el recordado 'Pasti' dejara de alquilar sus botes allá por los años setenta. El sistema de gestión y explotación de este embarcadero está todavía pendiente de concretar por la Corporación.

Desde la Concejalía se asegura también que en la concepción del proyecto se han tenido en cuenta las avenidas que acontecen regularmente en el río. «El suelo de la cafetería -indican- está situado a medio metro de altura del actual paseo ribereño», una cota que, afirman, no llegó a alcanzar la mayor crecida del Ebro de los últimos años, la misma que inundó las instalaciones del camping y llegó incluso al Adarraga obligando a sustituir el suelo de su cancha. Arribas anunció, por su parte, que la instalación va a ser desmontable para facilitar su retirada fuera de temporada o en momentos de avenidas fluviales.

La iniciativa de crear un embarcadero, al que seguirá otro aguas arriba, en el barrio de El Cubo, se enmarca en los planes municipales para dar mayor protagonismo al río en la vida de la ciudad. En este mismo planteamiento se incluye la actuación prevista por el Ayuntamiento y la Confederación Hidrográfica del Ebro (Ebro) para prolongar el paseo ribereño actual hasta el Cuarto Puente, una intervención que conlleva paralelamente la construcción de una escollera que eliminaría o al menos reduciría el riesgo de inundaciones en la zona del camping y la Hípica Militar, los puntos de la ciudad más vulnerables ante las acometidas del río.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos