Los ingredientes de la innovación

Una de las ponencias de la jornada./
Una de las ponencias de la jornada.

Rebeldía, creatividad e impulso sobre una base de tradición son las claves del cambio que ponentes internacionales han explicado durante la celebración de la X edición de los Premios Genio de Vocento

EDURNE MARTÍNEZMadrid

La vida se define como un sistema que consume energía y la transforma en información. Ignacio Martínez Mendizábal abría así la jornada de ponencias de los Premios Genio de Vocento que se ha celebrado este jueves en Logroño. Desde el punto de vista de la innovación en la tradición, eje de esta décima edición, el paleontropólogo y premio Príncipe de Asturias 1997 ha asegurado que el origen de la innovación está en la imaginación, en rebelarse contra lo que existe. Somos el único primate que vuela, no por nuestra naturaleza, sino por la fuerza de nuestro talento, ha destacado Mendizábal.

más información

El profesor ha destacado que en Atapuerca se encuentra el mayor yacimiento de restos humanos de la historia, donde al menos se han podido examinar 30 personas de ambos sexos. En 30 años ese descubrimiento ha sido el mayor problema científico de mi cabeza, hasta que en 2015 dos jóvenes investigadoras demostraron que esos restos están allí porque se trata del primer acto funerario de la antigüedad, con 500.000 años, ha afirmado. En su opinión, una de las mayores innovaciones de la historia es que hoy en día seguimos enterrando a los muertos, aunque seamos ateos. Nos hemos rebelado contra la muerte, mantenemos vivas a personas que fallecieron, ha afirmado Mendizábal.

Asimismo, ha explicado que la enseñanza -definida por él como el oficio más antiguo de la historia- es una de las responsabilidades más importantes del ser humano porque se lo debemos a las generaciones anteriores y se lo tenemos que dar a los que vienen después. Y precisamente eso es lo que este año Vocento ha querido premiar con el Genio de Honor 2017, que ha recaído en Ashoka, una organización sin ánimo de lucro que, entre otras acciones, busca emprendedores sociales dentro del ámbito de la educación.

Su codirector David Martín ha subido al escenario a recoger el premio y ha asegurado que el mundo ya no responde a una lógica de estudiar una carrera y dedicarse a ella durante toda la vida. La pregunta ya no es qué quieres estudiar, sino qué quieres solucionar. Bajo esta premisa, Martín ha explicado que su organización se dedica a dar apoyo y valor a las escuelas que dan respuesta a un mundo que está en constante cambio y forman a personas que serán capaces de anticipar ese cambio.

Durante la jornada también ha habido tiempo para hablar de dos de las mayores tradiciones en España, la gastronomía y la pyme como base del tejido empresarial español. Carlos Rodríguez, fundador y presidente del Grupo Raza Nostra, ha explicado que aunque hace un tiempo que dieron el salto, se sienten como una pyme por su idea de partir de una tradición, de un oficio, en este caso el de la carnicería.

Nos ha funcionado el binomio tradición e innovación, ha asegurado Rodríguez en compañía de su padre, quien abrió una pequeña carnicería en el mercado madrileño de Chamartín en los años setenta que fue el origen de lo que hoy es una de las empresas familiares españolas de base tradicional que más ha crecido en nuestro país, sobre todo a partir de 2007 cuando se abrió el primer restaurante Hamburguesa Nostra en Las Rozas (Madrid). Lo innovador fue el modelo, carniceros que se pasan a restauradores, ha bromeado Rodríguez, quien ha señalado que en ocasiones la innovación no viene de un centro tecnológico, sino de sumar dos mundos diferentes.

«No hay innovación sin tradición»

Otra de las ponencias del día ha sido la del mexicano Pablo Munguía, director del programa de Innovación en Producción Musical y el francés Emilien Moyon, director del programa en Business Music, quienes han explicado los cambios que ha experimentado la música a través de la historia y cómo la tecnología ha provocado los cambios en los hábitos de los consumidores y de la propia industria musical. Tras ellos, Miguel Ángel Soler, director de e-Sports de GAME y Fernando Piquer, CEO y fundador de Movistar Riders, han dado su visión de cómo los videojuegos están dando lugar a un nuevo deporte (aun no reconocido) y una nueva industria de espectadores, eventos, organizaciones y competiciones en torno a ello.

Estos Premios Genio se celebran por tercer año consecutivo fuera de Madrid. Mientras que en 2015 fueron en San Sebastián con la gastronomía como eje central, el año pasado se celebraron en Sevilla, donde el punto fuerte fue la tecnología. En esta ocasión, la ciudad elegida ha sido Logroño bajo el lema Innovación en la Tradición. No hay innovación si no hay raíces y si no hay respeto por la tradición de hacer las cosas bien. La frase, pronunciada por Joan Roca durante la edición de 2015 de estos premios, ha sido recordada por parte de Rafael Martínez de Vega, director general de CMVocento.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos