Publicidad

Otoño en Tierra Rapaz

En contacto con la naturaleza, los niños aprenden a disfrutar y cuidar de los animales . /Tierra Rapaz
En contacto con la naturaleza, los niños aprenden a disfrutar y cuidar de los animales . / Tierra Rapaz
Tierra Rapaz presenta la mayor diversidad biológica de rapaces en un parque Europeo, con más de 200 aves de los 5 continentes
REDACCIÓN

El parque de aves Tierra Rapaz de Calahorra entra en su recta final de temporada abriendo todos los fines de semana y festivos hasta el 11 de noviembre.

Ahora que ya no aprieta el calor y que los niños han vuelto al cole, qué mejor que pasar un día familiar en un parque temático de aves y naturaleza único en el mundo. Otoño es la estación más propicia para realizar esta escapada de ensueño y deleitarse con la policromía de los viñedos y la belleza del plumaje multicolor de las aves de este parque. Disfrutar de sus vuelos acrobáticos es embelesarse con las pinceladas de un cuadro salvaje y exclusivo, todo incluido en un frasco de esencias naturales llamado Tierra Rapaz.

Y es que el mejor parque del mundo de aves rapaces se encuentra en Calahorra . Y así queda claramente reflejado en las miles de opiniones de sus visitantes que ven el parque el motivo fundamental de su visita a la región. Porque este parque, además de ser emoción, espectáculo, pasión y un lugar de divertimento único, es un lugar idóneo para aprender e integrarse en un mundo natural que lo envuelve todo, formar a los conservadores del futuro, establecer un vínculo directo entre hombre y naturaleza, un lugar de ayuda para aves cuyo único destino hubiese sido el sacrificio y también un lugar al que acudir para reponer energías y creer que en materia de conservación no está todo perdido.

Alimentar a los pollos

Durante estos últimos meses de apertura el visitante quedará perplejo al alimentar de manera simultánea a pollos de mochuelo excavador, cuyo tamaño apenas asoman de la mano de un niño, y al gran pollo imponente de Búho de Verraux o Búho Lácteo, un gigantón de grandes y expresivos ojos negros que nos solicita su ración diaria mientras nos explican sus cualidades para la caza. Un grandísimo depredador de la sabana africana, en cuya dieta se incluyen por ejemplo ejemplares juveniles de gacelas o guepardos.

Las exhibiciones de Tierra Rapaz son únicas en el mundo.
Las exhibiciones de Tierra Rapaz son únicas en el mundo. / T.R.

Tierra Rapaz posibilita el contacto con lo más agreste e indómito de la naturaleza y hace hincapié en posibilitar ese contacto entre niños y aves, porque como explica el director del parque, Luis Lezana, desde esas vivencias únicas, saldrán después los conservadores del futuro. «El amor por los animales no puede surgir desde una fría y aséptica pantalla de ordenador. Esta relación digital en que nos movemos hace de nuestros jóvenes auténticos ignorantes en materia de zoología. Sin un contacto real con los animales, resulta imposible conocerlos de verdad y amarlos. Y en Tierra Rapaz, el sentido de protección de la naturaleza, surge muy fácilmente cuando los niños entran en contacto con los protagonistas del parque, cuando los admiran, los sienten y cuidan, cuando saben cuáles son sus problemas y tratan de involucrarse en su defensa».

Las mejores exhibiciones

Actualmente, Tierra Rapaz presenta la mayor diversidad biológica de rapaces en un parque Europeo, con más de 200 aves de los 5 continentes. Muchas de estas aves vuelan a diario en las dos grandes exhibiciones del parque. La de rapaces diurnas hace un repaso histórico de la relación del hombre con las aves de presa, desde los antiguos pastores nómadas asiáticos hasta el momento actual, en donde esa relación ha sido declarada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Este año la exhibición de rapaces cuenta con la gran novedad de la mayor torre del mundo de liberación de rapaces, de 45m de altura.

La de aves nocturnas es única y exclusiva del parque. Se desarrolla en interior, en una gran cueva temática, La Gruta de los Búhos, un universo lleno de magia.

Cuidar, reintroducir

El parque se compone en gran medida de animales irrecuperables para la vida salvaje. Los biólogos cada día se esfuerzan en recuperar su estado psíquico, para que tengan un estímulo diario mediante juegos que recrean sus habilidades naturales. Estas aves se emplazan en grandes aviarios que han sido diseñados en función de los requerimientos ecológicos de cada especie. «El dinero de las entradas se invierte en mejorar el bienestar de estas aves irrecuperables y en desarrollar los planes educativos y de conservación del parque», dice Lezana.

Tierra Rapaz

APERTURA
Todos los fines de semana y festivos hasta el 11 de noviembre
MÁS INFORMACIÓN
www.tierrarapaz.com

Un parque temático en donde además de animales los niños disfrutan de hinchables, columpios, circuito de karts , animales mecánicos, campo de fútbol, columpios y servicio de restauración.

Y entre exhibiciones, ciencia y contacto con aves, el visitante disfruta también de otras actividades como el circuito de karts a pedales para niños entre 3 y 12 años, los columpios e hinchables, los animales mecánicos, campo de fútbol, etc. El bar-restaurante Tierra Rapaz presenta una gama de productos económicos desmarcándose completamente de esa reputación de precios abusivos que tienen los parques temáticos en este servicio. Los precios pueden consultarse en la web del parque.

Un parque diferente, en donde la gran ilusión de todo niño de acercarse y volar junto a nuestras joyas aladas de la naturaleza, tiene su recompensa definitiva en forma de emociones inexplicables, únicas y atemporales. La pena es que la temporada se acaba en breve, pues el 11 de noviembre el parque cerrará sus puertas hasta marzo de 2019. Anticípate a este final de temporada y reserva ya tu entrada:  una experiencia única.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos