Primeros pasos

Para luchar contra el reto de la despoblación en La Rioja, tan acuciante como difícil de abordar, cualquier propuesta debe ser en principio bienvenida, por modesta y parcial que sea. Bajar de los grandes propósitos y de las palabras rimbombantes para aterrizar en la humilde realidad siempre es un saludable punto de partida. En este sentido, aunque desiguales, resultan interesantes las propuestas de varios municipios y asociaciones para intentar fijar la población en las zonas rurales. El Gobierno regional ha destinado una partida de 500.000 euros para empezar a desbrozar un camino que se adivina muy empinado. Los primeros pasos son necesarios, pero no conviene perder de vista que, si se quiere ganar la batalla contra la despoblación (o al menos no perderla del todo), se necesitan sobre todo comunicaciones dignas, una adecuada dotación de servicios y acceso a banda ancha de internet en condiciones de igualdad con los centros urbanos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos