¿Algo se mueve en el solar de Maristas?

MILA GARCÍA ORDÓÑEZ

Mi inocencia y mis ganas de creer que el solar de Maristas tiene solución, por fin, se dispara al oir cómo el ruido de las máquinas de lo que parecen ser contadoras, desbrozadoras o algo similar se oye sin parar durante toda la mañana, y cómo la valla metálica de avenida de Colón aparece limpia de carteles publicitarios.

Pero mi lado más oscuro, curtido de promesas incumplidas, piensa: ¿no estarán preparando el terreno para volver a alquilar el antiguo polideportivo de Maristas para otra exposición alimentaria?

Y, como suele ocurrir, mi lado más guerrero vuelve a tener razón. El polideportivo municipal con plazoleta incluida tendrá que esperar.

Y digo yo: ¿todo el presupuesto de este año para este proyecto anunciado a bombo y platillo otra vez desaparece, al igual que el año anterior? ¿Es ésta la apuesta por mejorar el entorno de las Cien Tiendas?

No espero ya respuesta a todas mis preguntas, sólo pido una buena gestión de los recursos de todos los logroñeses. Aunque, a veces, eso es mucho pedir.

 

Fotos

Vídeos