Más Europa

PEDRO GARCÍA

Como si se tratara de una renovación del Tratado del Elíseo que firmaron Adenauer y De Gaulle en 1963, la canciller Merkel y el presidente Macron rubricaron en Aquisgrán un acuerdo para reforzar las relaciones bilaterales. En pleno tsunami por el 'brexit', el auge de populismos y nacionalismos y a las puertas de unas elecciones al Parlamento Europeo, la firma tiene un indudable valor simbólico con un pacto entre países que han librado durante siglos enfrentamientos dramáticos.