Despedidas de soltero en Recajo

PATRICIA GARCÍA BRAVO

A colación de las noticias sobre regularización de viviendas turísticas y la necesidad de que cuenten con el permiso de los vecinos, quiero hacer de conocimiento público mi experiencia: vivo en una urbanización privada, en Recajo, donde un vecino cuenta con tres chalets para alquiler de fin de semana para despedidas de soltero. Llevamos con esta situación años, amargados, porque después de una semana de trabajo esperamos llegar a la casa que con tanto sacrificio hemos comprado y nos encontramos que hay de 30 a 40 personas armando desmadre: desnudos en la piscina, transitando en sus coches en sentido contrario, haciendo ruido intenso a todas horas... Las madres acompañamos a nuestros hijos menores porque no nos fiamos de que salgan solos. Todo esto alentado por el propietario, a quien se escucha decir «que no falte de nada». Esto es insoportable. Y nos contestan que no se puede hacer nada porque tiene permisos en regla!

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos