Pedro Sánchez acude a una cita exprés con Barack Obama fuera de la Moncloa

Sánchez saluda al expresidente Obama, antes de su reunión ayer en un hotel de Madrid. :: F. CALVO / EFE/
Sánchez saluda al expresidente Obama, antes de su reunión ayer en un hotel de Madrid. :: F. CALVO / EFE

Ambos se reúnen en Madrid por espacio de quince minutos en la primera visita del expresidente desde su salida de la Casa Blanca

M. E. ALONSO MADRID.

«Breve, pero interesante». Así resumió ayer la portavoz del Gobierno el encuentro, de apenas quince minutos, entre Pedro Sánchez y Barack Obama. El jefe del Ejecutivo no quiso desaprovechar la visita del exmandatario estadounidense a España por primera vez desde que abandonó la Casa Blanca para tener una cita oficial. «Ha sido una reunión cordial, de dos personas que saben mucho de cómo puede dirigirse un país», remarcó la también ministra de Educación, Isabel Celaá, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Obama aterrizó en Madrid, en compañía de su esposa Michelle y sus dos hijas, para animar a los jóvenes y afanarse en explicar las bondades de la ciencia y la educación; objetivo de la Advanced Leadership Foundation, entidad que preside Juan Verde, al que el expresidente de Estados Unidos llegó a nombrar en 2009 subsecretario adjunto de política europea y al que le confió dos años más tarde la proyección internacional de su reelección.

El Gobierno llevaba días trabajando para organizar el encuentro entre ambos aunque se antojaba difícil dada la apretada agenda de ambos políticos. Finalmente el encaje se logró aceptando que fuera Sánchez quien acudiera al encuentro con el exmandatario estadounidense en el hotel donde impartió su conferencia. Desde Presidencia no se quiso confirmar la cita por si un cambio de última hora daba al traste con los planes.

El encuentro, a solas y en inglés, transcurrió en un ambiente de «sintonía y cordialidad»

De la reunión sólo ha trascendido que transcurrió en un ambiente cordial y que fue a solas y en inglés. «Sintonía y cordialidad en el encuentro con Barack Obama. Compartimos la misma visión progresista en cambio climático, energías renovables, migración e igualdad de género», escribió Sánchez en su cuenta de Twitter junto a dos fotografías tomadas en el encuentro. De su contenido concreto el presidente del Gobierno no ha comentado nada ni a su equipo más cercano, según confirmó Celaá a los periodistas.

Sánchez ya tuvo ocasión de reunirse con Obama durante la última visita de éste a España en julio de 2016. En aquella ocasión, el entonces presidente de Estados Unidos almorzó con los Reyes en el palacio de la Zarzuela y fue recibido, posteriormente, en la Moncloa por Mariano Rajoy, entonces en funciones tras las elecciones de junio de aquel año. Y, antes de partir, Obama recibió muy brevemente en la base aérea de Torrejón de Ardoz a los principales líderes de la oposición.

Trump, el siguiente

La cita entre ambos dirigentes se produce días antes de la cumbre de la OTAN en Bruselas, donde Sánchez coincidirá el miércoles con el actual presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aunque, de momento, no hay cerrado un encuentro oficial entre ambos líderes.

Será la primera vez que Sánchez y Trump se vean cara cara tras la llegada de ambos mandatarios al poder y después de que el socialista se negase a subir el presupuesto en Defensa, como le pidió por carta su homólogo estadounidense a él y a varios presidentes aliados. Exteriores respondió a la misiva recordando que España el único país de los Veintiocho que ha participado en «todas» las misiones militares de la Unión Europea. «O sea, que gastamos menos de lo que dice la OTAN, pero lo utilizamos muy bien», remarcó su titular Josep Borrell.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos