La Fiscalía recurrirá al Tribunal Supremo la prescripción de los delitos del doctor Vela

M. B.

La Fiscalía interpondrá en los próximos días un recurso de casación ante la Sala Segunda (Penal) del Tribunal Supremo contra la sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid por el conocido como caso de los bebés robados. Un fallo que reconoce los hechos denunciados por la víctima Inés Madrigal, pero que absolvió al doctor Eduardo Vela por prescripción en 1997 de los delitos por los que fue juzgado. La Fiscalía de Madrid solicitará en su recurso que se revise la figura de la prescripción tal y como se contempla en la sentencia «por constituir una infracción de ley, aspecto recogido en el artículo 849.1 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal». En concreto, el criterio del acusador público es que la detención ilegal y la falsedad documental no se extinguen hasta que la víctima no conozca a sus padres biológicos, algo que aún no ha ocurrido.

Inés Madrigal también anunciaba este lunes que recurriría la sentencia absolutoria del doctor Vela, de 85 años, un fallo que le dejaba una sensación «agridulce». El ginecólogo burgalés fue director de la extinta clínica San Ramón de Madrid, epicentro del supuesto entramado de tráfico de niños en Madrid.

En la vista oral, el acusado negó los delitos que se le imputan y su defensa alegó prescripción. Una circunstancia que rechazó otro tribunal de la Audiencia madrileña durante la revisión de los recursos de apelación en la fase de instrucción.

Las tres magistradas de la sección séptima, en cambio, consideraron al acusado autor de los tres delitos por los que se sentó en el banquillo tras quedar probado «de forma incontestable» en el juicio que en el momento de los hechos ejercía como ginecólogo, controlaba los nacimientos y entregó en 1969 al matrimonio formado por Inés Pérez y Pablo Madrigal a una niña que no era suya. Sin embargo, los once años de cárcel que pedía la Fiscalía para el acusado quedaron en nada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos