El 'Rey del Cachopo' declara que la maleta donde estaba el torso de Heidi no era suya

Román y su novia. :: r. c./
Román y su novia. :: r. c.

M. BALÍN.

César Román Virueque, el empresario conocido como el 'Rey del Cachopo', mantuvo ayer su inocencia tras declarar de forma voluntaria ante el juzgado de Madrid que instruye el presunto homicidio de su pareja, la hondureña Heidi Paz, de 25 años. El acusado compareció durante una hora y 20 minutos ante la jueza Rosa María Freire, titular del Juzgado de Instrucción 32, la misma que el 20 de noviembre acordó su ingreso en prisión provisional por riesgo de fuga tras ser detenido en Zaragoza, donde trabajaba como cocinero con otra identidad.

La magistrada seguirá practicando diligencias hasta que un juzgado de violencia de género asuma el procedimiento, dado que los indicios acumulados hasta ahora indicarían que el presunto homicidio tuvo lugar en el ámbito de una relación sentimental.

César Román, en cambio, se mantuvo firme ayer y negó ante la jueza que la maleta en la que apareció el torso de su novia fuera la que portaba cuando acudió con un taxista a la nave del barrio madrileño de Usera donde se hallaron los restos. Precisamente, el testimonio de este conductor es uno de las principales indicios que incriminan al acusado, ya que declaró que la citada maleta que trasladó a la nave el pasado 5 de agosto era «pesada», unos 60 kilos. Fue el 13 el agosto siguiente cuando debido a un incendio en el local se descubrió una bolsa de viaje con el torso de Heidi.

 

Fotos

Vídeos