Homs ve «fácil» ultimar acuerdo con ERC

El conseller de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs. /
El conseller de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs.

El gobierno catalán destinará 17,2 millones de euros al área de exteriores, un 12,14% más

EUROPA PRESSbarcelona

El conseller de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs, ha considerado "fácil" cerrar el acuerdo presupuestario Govern-ERC, y en lo relativo a su departamento se propone aceptar las enmiendas parciales que aún mantienen vivas los republicanos.

"Será fácil ponerse de acuerdo porque la parte relevante de estas enmiendas la tenemos que aceptar", ha afirmado en la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlament, que este lunes ha abordado la parte del proyecto de Presupuestos 2015 que afecta a su Conselleria.

Estas palabras han llegado poco después de que ERC haya retirado la enmienda a la totalidad sobre la sección presupuestaria de la Conselleria de Presidencia, con lo que los republicanos han oficializado su pacto del miércoles entre su líder, Oriol Junqueras, y el presidente de la Generalitat, Artur Mas.

En total, Presidencia gestionará este año 190 millones de euros, a los que hay que incluir los 225 millones que el Govern ingresará en la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA), una cantidad que, según Homs, no se puede agregar a su departamento, en aras al principio de "desgubernamentalización" de los medios públicos que, ha dicho, el Ejecutivo catalán da cumplimiento.

El área de deportes gastará 53 millones de euros, un 3,89% más, y la de exteriores, 17,2 millones, un 12,14% más que en 2014, un incremento debido al refuerzo de la delegación de la Generalitat en Bruselas y de la apertura de dos nuevas oficinas en Viena (Austria) y Roma (Italia).

PSC: Más transparencia

Desde los grupos de la oposición, Marina Geli (PSC) ha instado al ejecutivo de Mas a "hacer efectiva" en su totalidad la ley de transparencia que el Parlament aprobó el pasado año, mientras que Santi Rodríguez (PP) ha pedido a la Generalitat que haga público el coste de diferentes informes que ha encargado el área de exteriores, concretamente el Diplocat.

Sara Vilà (ICV-EUiA) ha proclamado que se trata de unas cuentas antisociales, ha lamentado que ERC las avale y también ha cargado contra la actual política exteriores: "El mundo se avergüenza del gobierno israelí y ustedes nos lo imponen como modelo de liberación nacional".

Para Carina Mejías (C's), el Govern y ERC llevan a Cataluña a una campaña electoral de casi nueve meses de duración y Quim Arrufat (CUP) ha cuestionado el apoyo a proyectos deportivos como Tarragona 2017 y la candidatura barcelonesa para los Juegos Olímpicos de invierno.

Desde las filas de la CiU, David Bonvehí ha definido las cuentas como de transición, una tesis similar a la del parlamentario de ERC Jordi Solé, que ha expresado su confianza en que sean los últimos presupuestos de una Cataluña autonómica, situación que "afecta a las clases populares y trabajadoras" como consecuencia de los límites presupuestarios que impone el Estado al Govern.