Ciudadanos expulsará a sus cargos imputados si no renuncian

LA RIOJA MADRID

Ciudadanos (Cs) exigió ayer la dimisión al alcalde de Arroyomolinos (Madrid), Carlos Ruipérez, detenido el martes en una operación por amaños de multas, y si no lo hace en las próximas horas, le expulsará del partido. La formación naranja envió un requerimiento al alcalde, después de que éste prestara declaración ante el juez y quedara en libertad con cargos, en el que le exigía la renuncia, según informó en un comunicado.

Unas horas después y tras el avance en la investigación de la operación Enredadera, envió el mismo requerimiento al portavoz de Cs en el ayuntamiento leonés de San Andrés del Rabanedo, Juan Carlos Fernández.

Sobre el tercer cargo de Ciudadanos arrestado en esta causa, el excoordinador y actual asesor en la Diputación de León Sadat Maraña, el partido exigió al grupo parlamentario de la diputación que sea despedido. Los tres fueron el mismo martes suspendidos de militancia y ahora tienen un plazo de diez días para presentar alegaciones contra esa decisión.

Por otro lado, el titular del juzgado de Instrucción número 2 de Badalona decretó ayer prisión sin fianza para uno de los cuatro detenidos en Cataluña en la Operación Enredadera, y libertad con medidas cautelares para los otros tres, informó el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

La causa, que continúa secreta, está abierta por los delitos de «prevaricación administrativa, fraude a la administración pública, malversación de caudales públicos, tráfico de influencia, revelación de información privilegiada», entre otros delitos, según el TSJC.