El Ayuntamiento devuelve 330.000 euros y deja de liquidar otros 200.000 por plusvalías

Vistas de Logroño, con el barrio de la Villanueva en primer término. :: juan marín
/
Vistas de Logroño, con el barrio de la Villanueva en primer término. :: juan marín

La administración local ha resuelto desde septiembre medio centenar de recursos planteados al impuesto, de los 1.500 presentados

MARÍA JOSÉ LUMBRERAS* MJLUMBRERAS@DIARIOLARIOJA.COM LOGROÑO.

Del total de los recursos planteados en el Ayuntamiento a la liquidación del impuesto de plusvalías, en torno a los 1.500, cincuenta se han resuelto estas últimas semanas y, a cuenta de ellos, se han devuelto o se han dejado de liquidar cuantías que suman medio millón largo de euros.

La administración local dejó de liquidar el impuesto en el 2017, a la vez que se dejaron pendientes de resolver los recursos, después de cerca de dos años de dudas sobre las plusvalías a cuenta de las ventas a pérdidas. Así, se ha esperado hasta que hubiera un criterio claro con el que abordar estas cuestiones, algo que quedó solucionado el pasado mes de julio, con un pronunciamiento del Tribunal Supremo. El fallo del alto tribunal indica la obligación de tributar para los contribuyentes que vendan un inmueble o terreno, pero estableció la posibilidad de exención si se justificaba que la venta se produjo con pérdidas.

De los recursos, muchos se encuentran fuera de plazo, contó la concejala de Hacienda, Mar San Martín, que también se fijó en que la sentencia del Supremo no prevé retroactividad. Por ello, de momento se están sacando adelante aquellos en los que más claramente se produjo una venta a pérdidas. «Nos estamos dirigiendo a los contribuyentes para que presenten la documentación que demuestre que la compraventa se produjo con pérdidas», indicó la concejala. El Ayuntamiento también ha contactado con los notarios, que son quienes comunican las transacciones, de manera que ya se aporten los papeles necesarios «para no girar la plusvalía cuando no proceda», señaló también.

Mar San Martín Concejala de Hacienda

Si hasta el momento los 50 casos resueltos implican casi 534.000 euros, 330.000 han sido de devoluciones, cinco de ellas de operaciones importantes de compraventa de suelo y las otras 45 operaciones de menos montante, mientras que los otros 200.000 euros han sido por liquidaciones anuladas y que, por tanto, aún estaban en plazo de pago.

Para terminar de solucionar parte de los 1.500 recursos presentados, habrá que seguir esperando porque muchos tienen que ver con herencias y, así, habrá que ver qué tiene que decir el Supremo al respecto. La concejala adelantó que se esperan sentencias al respecto para diciembre, de manera que así la administración pueda actuar con un criterio que dé garantías y seguridad a los ciudadanos.

Los casos en los que no quede claro si hubo ganancia, serán sometidos a una peritación o informe técnico que determinará la situación. Y recordó también San Martín que el Ayuntamiento dispone de una ventanilla en Gestión Tributaria en la que los contribuyentes pueden recibir tratamiento personalizado. Respecto a la reducción de ingresos para el Consistorio que implica el menor número de liquidaciones por las ventas a pérdidas, la concejala contó que ya el presupuesto de este año preveía la obtención de 800.000 euros menos por concepto de este impuesto. «Estábamos preparados gracias a la buena gestión y a la salud financiera del Ayuntamiento», reseñó la edil. Para ella, la sentencia «ha avalado en todo momento las actuaciones que venía realizando el Ayuntamiento de Logroño, dejando clara la vigencia del impuesto de plusvalías, pero estableciendo que no se cobrase en casos de venta a pérdidas».

También comentó San Martín que ya se está notando el aumento de transacciones de terrenos y de inmuebles producto, contó, de una mejoría de la situación económica. Y, por fin, pidió que se modifique el impuesto y se prevean compensaciones por los menores ingresos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos