En verano hay que extremar las precauciones en la manipulación de alimentos