Domínguez: «En el sector público hay que apostar por una retribución por objetivos»

El consejero Alfonso Domínguez. /
El consejero Alfonso Domínguez.

El Ejecutivo autónomo ha implantado el complemento salarial que se cobra en función de los rendimientos

ROBERTO PÉREZLOGROÑO.

La progresiva devolución de la extra de 2012 a los empleados públicos, los aumentos salariales establecidos a nivel nacional en todo el sector público por la Ley de Presupuestos Generales del Estado, y una mayor dotación de efectivos para los servicios públicos esenciales de Educación, Sanidad y Servicios Sociales. Estos son, según el consejero riojano de Hacienda, Alfonso Domínguez, los tres motivos que explican el repunte de los gastos de personal que se están produciendo en la Administración autonómica. «En los últimos años se vienen produciendo mejoras tanto en contratación de personal como en derechos laborales, que repercuten en el gasto de personal», indica.

Más

Mientras tanto, el Gobierno riojano sigue adelante con sus planes para vincular salarios a productividad a que se alcancen o no unos rendimientos determinados. Este modelo persigue que «una parte de la retribución del empleado público esté sujeta al cumplimiento de unos objetivos previamente marcados por la Administración». «Hay que apostar por una retribución por objetivos, porque permite que el gasto en sueldos sea más eficiente y que se gane en calidad y eficacia en los servicios públicos», afirma Domínguez, quien destaca que La Rioja es «de las pocas autonomías que trabaja en esta línea, y tenemos establecido desde el 2017 un complemento retributivo que va en esa dirección, el 'complemento de grado' en su denominación técnica».

Se trata de una porción salarial -explica el consejero de Hacienda- que «se cobra o no en función de que se cumplan esos objetivos marcados con antelación. Y, si se cumplen, el importe que se cobra puede ser mayor o menor en función de que los objetivos se hayan conseguido en todo o en parte», indica Alfonso Domínguez.

«Esa retribución hace que el gasto sea más eficiente y que se gane en calidad en los servicios públicos»

Respecto al repunte del gasto de personal que se ha producido en los últimos años en la Administración autonómica, el consejero riojano de Hacienda explica que la devolución de la extra de 2012 ha supuesto abonar en varios plazos -entre el 2015 y el 2017- un total de 30 millones de euros a los empleados públicos de la comunidad autónoma, lo que hizo elevar el gasto de personal en esos ejercicios en los que se produjeron dichos abonos. Por su parte, los incrementos salariales establecidos a nivel nacional, conllevaron un aumento del 1% el año pasado, «y de al menos otro 1,75% en el presente ejercicio, que puede llegar al 2% si se dieran ciertas condiciones en la evolución del sector público».

Sobre el aumento de efectivos en Educación, Sanidad y Servicios Sociales, Domínguez subraya que viene marcado por la apuesta del Gobierno regional para dar prioridad a los servicios públicos esenciales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos