Una de cada 4 pensiones riojanas se sitúa por debajo del umbral de la pobreza

Una de cada 4 pensiones riojanas se sitúa por debajo del umbral de la pobreza

La cuantía mensual de 15.907 prestaciones no supera los 604 euros y, de ellas, 3.415 no llegan a 305 euros, lo que se considera necesidad severa

María José González
MARÍA JOSÉ GONZÁLEZLogroño

Envejecer empobrece en La Rioja. Al menos para los perceptores de 15.907 pensiones en La Rioja, cuya cuantía mensual no supera los 604 euros (8.526 euros divididos en catorce pagas), que es el umbral de la pobreza definido por Eurostat, la oficina de estadística europea. Sobre el total de pensiones que se abonan mensualmente en la comunidad (69.119), estas nóminas 'pobres' representan el 23%, dos puntos menos que la ratio nacional. En la comparativa autonómica, La Rioja es la décima comunidad con mayor porcentaje de pensiones dentro del umbral de la pobreza. La lista la encabeza Galicia con el 33,5%, mientras que en el otro lado de la balanza de sitúan dos comunidades limítrofes: País Vasco (19%) y Navarra (19,5%).

Pero dentro de este colectivo aún hay gente que lo pasa especialmente peor. De esas casi 16.000 pensiones exiguas, 3.415 están en situación de pobreza severa, dado que su importe mensual no supera los 304 euros (4.256 euros distribuidos en catorce pagos al año). Y si se afina el estudio se observa que el 35,5% (una de cada tres) de estas retribuciones más bajas se corresponde con las de viudedad, que mayoritariamente reciben las mujeres.

Estos datos, que se desprenden de una estadística del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) con datos al 1 de octubre pasado, no sorprenden a las principales asociaciones de jubilados y pensionistas de La Rioja, pues ya fueron avisando de ello en las sucesivas movilizaciones protagonizadas durante los últimos meses en La Rioja.

Equiparación con el SMI

Para todas ellas -Unión Democrática de Pensionistas (UDP) en La Rioja, Unión de Jubilados y Pensionistas (UJP) de UGT-Rioja y Federación de Pensionistas y Jubilados (FPJ) de CCOO en La Rioja-, la solución para acabar con estas prestaciones pobres está clara: equiparar el importe de las pensiones mínimas (sus cuantías varían en función del tipo de prestación y de si el perceptor tiene cargas familiares) con el del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), que este año está fijado en 735,9 euros mensuales, esto es, 10.302,6 euros al año en doce pagas ordinarias más otras dos extraordinarias.

De llevarse a efecto esta medida, además de los perceptores riojanos de las 15.907 nóminas más exiguas (por debajo de los 605 euros) se beneficiarían los pensionistas que cobran 18.338 nóminas con importes que oscilan entre los 601 y los 650 euros (6.464) y entre los 651 y los 736 euros (11.874). Es decir, que sumadas unas y otras, la hipotética equiparación con el salario mínimo que demandan los colectivos de jubilados y pensionistas afectaría en La Rioja a 34.245 prestaciones, el 49,5% del total.

Este sistema, sin embargo, sólo es efectivo en la actualidad en las comunidades forales. Navarra ha mejorado este año, por primera vez, las cuantías de 22.000 pensiones bajas a través de un complemento económico propio, y el País Vasco ya viene mejorando las prestaciones inferiores a través de la 'renta de garantía de ingresos'.

Por tipos de prestación, de la estadística se desprende que mensualmente en La Rioja se abonan 46.133 pensiones de jubilación, 16.122 de viudedad, 4.727 de incapacidad permanente, 1.955 de orfandad y 182 de 'favor familiar'. El importe medio de las pensiones en La Rioja asciende a 935,4 euros frente a los 958,6 euros que registra la prestación promedio de España. Pero esta cuantía, evidentemente, manifiesta grandes diferencias en función del tipo de paga de la que se hable: 1.050,2 euros la de jubilación; 966,1 euros la de incapacidad permanente, 668,4 euros la de viudedad, 552,3 euros la de 'favor familiar' y 388,1 euros la de orfandad.

«Además de su equiparación al SMI, las pensiones más bajas deben subir más que las altas»

:: m. j. gonzález

El presidente de la Unión Democrática de Pensionistas (UDP) en La Rioja, Saturnino Álvarez, no sólo reclama una equiparación de las pensiones mínimas con el SMI: «También deben subir más que las prestaciones más altas».

–¿Qué reflexión le suscitan los resultados de la estadística del INSS?

–Lo primero que hay que decir es que cada uno cobra en función de lo que ha podido cotizar. Es decir, la cuantía de la pensión es el resultado de las aportaciones realizadas durante toda la vida laboral. En todo caso hay que tener en cuenta, y la Unión Democrática de Pensionistas de La Rioja siempre se ha preocupado por ello, lo que ocurre con las pensiones mínimas, porque detrás de ellas hay personas mayores que tienen que seguir viviendo. Por eso, la UDP ha peleado mucho por la equiparación de las prestaciones mínimas con el Salario Mínimo Interprofesional (SMI). Yahí seguiremos luchando por mejorar esas pensiones tan bajas porque hay que garantizar a sus perceptores un medio de vida. Además, las revalorizaciones a las que sean sometidas deberán ser más elevadas que las de las pensiones más altas.

–¿Cuál es la situación del sistema público de pensiones? ¿Se han dado pasos adelante?

–Seguimos realmente preocupados porque nosotros siempre hemos dicho que lo imprescindible es que todas las fuerzas políticas logren en relación a este asunto un Pacto de Estado real para evitar que el tema de las pensiones siga siendo utilizado como moneda de cambio en los procesos electorales. Pero lo vemos muy negro. El Pacto de Toledo no termina de tirar para adelante.

–Pero la revalorización de las prestaciones con el IPC parece garantizada.

–Efectivamente se consiguió esa medida para equilibrarlas al Índice de Precios al Consumo e impedir que sufran una pérdida de capacidad adquisitiva. Pero yo creo que esto está todavía muy en el aire. En mi opinión es un tema que dista mucho de estar resuelto.

«Necesitamos nuevas vía de ingresos, incluidos los impuestos»

::M.J.G.

«Vergonzosa». Así califica el secretario general de la Unión de Jubilados y Pensionistas de UGT-Rioja la situación de las pensiones más bajas. Fernando Domínguez reclama, además, explorar nuevos ingresos que nutran al sistema, incluidos los impuestos.

–16.000 pensiones 'pobres'...

–Es una situación muy preocupante que venimos denunciando desde hace bastantes años y que sigue aumentando. Fíjese que en La Rioja estamos hablando de casi 3.500 personas en situación de pobreza severa. Eso es algo verdaderamente vergonzoso conociendo, además, cómo viven los políticos.

–¿Hay algún avance hacia la consolidación del sistema público de pensiones?

–En absoluto. Lo que les pedimos a los partidos políticos y transmitimos a la sociedad en su conjunto es que es necesario hacer un reajuste completo del sistema. El empleo precario actual y las bajas cotizaciones a la Seguridad Social obligan a buscar con valentía nuevas alternativas de ingresos, incluida la de los impuestos.

«Reivindicar los mil euros es una utopía, un imposible»»

M.J.G.

logroño El secretario general de la Federación de Pensionistas y Jubilados de CCOO de La Rioja, Eusebio Marín, aboga por equiparar la las pensiones mínimas al SMI, pero alerta de que «los 1.000 euros que reivindican algunas plataformas es un imposible» y en CCOO «no somos partidarios de hablar de utopías».

–Hay mucha gente mayor que no llegar a fin de mes.

–Mucha, porque perciben pensiones cuyas cuantías están por debajo del umbral de pobreza. Imagine los que están en situación de pobreza severa que cobran menos de 305 euros al mes. Estos datos nos dan la razón y justifican nuestra reivindicación:equiparar la cuantía de la pensión mínima a la del Salario Mínimo Interprofesional (SMI).De esa forma mucha gente podría salir del umbral de la pobreza.

–¿Hasta qué cuantía?

–En CCOO no somos partidarios de hablar de utopías. Esos mil euros que reivindican algunas plataformas son imposibles.

–Al menos, La Rioja está ligeramente por debajo de la ratio media nacional de pensiones 'pobres'.

–No nos consuela. Nuestra valoración es totalmente negativa

–¿Se han dado pasos para satisfacer sus demandas?

–No, no. Nuestras reivindicaciones no están todavía recogidas, salvo en el Pacto de Toledo.Ahí está todo claro. Lo que no entendemos es que los partidos tomen decisiones unilaterales abandonando ese gran acuerdo. Lo único que pedimos es que se nos revalorice con el IPC. Pero lo cierto es que, partir del 2020, no tenemos nada garantizado. Todo sigue en el aire.

 

Fotos

Vídeos