La murciana Rubio compra Patatas Lahera, en Alesón, con la intención de crear 40 empleos

Instalaciones que ha adquirido la empresa murciana. : /Félix Domínguez
Instalaciones que ha adquirido la empresa murciana. : / Félix Domínguez

Los empresarios informaron ayer al presidente de La Rioja de sus planes para la antigua fábrica que se quemó y acabó en concurso de acreedores

Alberto Gil
ALBERTO GILLogroño

El grupo murciano Patatas Rubio, especializada en la fabricación de 'snacks', ha adquirido la antigua fábrica de Patatas Lahera, en Alesón, para reiniciar en breve la actividad industrial con la intención de crear 40 empleos en los próximos meses: «Es una muy buena noticia para la región, tanto por el empleo como para nuestros propios agricultores que producen patatas», confirmó ayer a Diario LA RIOJA, el presidente de la Comunidad Autónoma, José Ignacio Ceniceros.

Los responsables de la empresa familiar murciana mantuvieron ayer un encuentro con el mandatario riojano con el fin de informarle de los próximos planes que quieren poner en marcha para la planta riojana, con la que reforzarán su negocio de producción de 'snacks', donde trabajan con clientes importantes como Mercadona y también con una línea de producto y diseño propia de éxito que le ha llevado a exportar a países como Francia, Polonia, Azerbaiyán, Marruecos, Mali y Dubai. De hecho, la empresa, con sede en la localidad murciana de Bullas, ya tiene entre sus proveedores a agricultores y almacenistas riojanos.

La intención de Patatas Rubio es aprovechar las instalaciones y maquinaria de Patatas Lahera y comenzar a producir ya desde el primer mes del año próximo con la intención de alcanzar los tres turnos a mediados del 2020, cuando prevé alcanzar una plantilla de 40 trabajadores.

Inversión por concretar

Ceniceros, acompañado de la consejera de Innovación, Leonor González Menorca, sacó muy buena impresión de la reunión con los empresarios murcianos: «Habrá un contacto directo con la Ader para ver las nuevas líneas de inversión, pero lo cierto es que lo que más han valorado de La Rioja es la paz social y la estabilidad política de que disfrutamos».

Patatas Lahera se quemó en el año 2010, en un trágico incendio el que falleció una de sus trabajadores por asfixia. La propiedad consiguió levantar una nueva fábrica sobre el solar calcinado, pero no pudo superar el concurso de acreedores.

Más

 

Fotos

Vídeos