Martínez de Toda achaca la vendimia tardía a la carga de uva

Alberto Gil
ALBERTO GILLogroño

El catedrático de Viticultura de la Universidad de La Rioja (UR), Fernando Martínez Toda, contextualizó la vendimia 2018 desde parámetros objetivos, como las temperaturas y la pluviometría, y analizó cómo están influyendo en los primeros vinos.

«Las precipitaciones exageradas, hasta el punto de ver en brotación raíces aéreas insólitas en Rioja marcaron la cosecha, ya que las temperaturas no fueron especialmente destacables, salvo los tres grados más de media de septiembre».

En este sentido, Martínez de Toda achacó el retraso de la vendimia «más a la carga del viñedo que a las temperaturas». «Tenemos menos acidez y menos grado, pero, sin embargo, más antocianos, lo que rompe un poco la idea de que a mayor vigor, menor estructura».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos