Logroño sale a la calle para acompañar a la Borriquilla