Entre la inercia y la envidia, la tecnología

Alberto Gil, periodista de Diario LA RIOJA, moderó la primera de las mesas redondas celebradas ayer. :: díaz uriel/
Alberto Gil, periodista de Diario LA RIOJA, moderó la primera de las mesas redondas celebradas ayer. :: díaz uriel

La falta de conocimiento es la gran amenaza a la que se enfrenta el campo riojano para superar con éxito este momento de cambio disruptivoLa tercera jornada del Foro para la Innovación mostró que la eclosión del campo 4.0 es ya una realidad

SERGIO MORENO LOGROÑO.

Fue durante la tercera y última jornada del Foro Riojano para la Innovación cuando la sala, al completo, rompió el elevado ambiente de concentración con el que se están siguiendo todas y cada una de las mesas redondas. Fue el último día cuando la reflexión dejó paso a una sonora y compartida carcajada. Y es el que orador parece que dio en la clave del asunto. Su autor, un profesor de la Universidad de Zaragoza que responde por Javier Zarazaga-Soria. Apuntó con dirección: «El mundo se divide en dos bloques». Ni izquierdas ni derechas, ni arriba ni abajo, ni ricos ni pobres, ni pro ni anti... Están, por un lado, los que se dejan llevar por la inercia; y, por otro, los que se mueven por envidia». «Si tú tienes una finca, te va bien de un año para otro, y ha coincidido que has usado drones para medir tu finca, el vecino, que lo ha visto, hará lo mismo», explicó. Por tanto, «la tecnología es lo que permitirá romper la inercia con la que se trabaja habitualmente en el campo, porque todos lo quieren hacer igual de bien que el vecino».

La sala compartió el análisis que apuntó este profesor universitario durante la mesa redonda que se celebró ayer en el Consejo Regulador y que permitió observar de forma clara cómo la tecnología está llegando al campo, no sin problemas. «Nadie duda que la agricultura inteligente es imparable, pero como toda buena revolución cuenta con sus escépticos, que cada vez son menos», apuntó la profesora y consultora en EOI Carmen Vallejo.

Solo la falta de conocimiento puede ralentizar la implantación de procesos tecnológicos en el campo, por ejemplo, riojano. «La tecnología es horizontal y por tanto la tecnología debería entrar en la educación de una forma también horizontal», apuntó Javier Zarazaga-Soria. Pero mientras la educación se pone en marcha lastrada por su habitual lentitud a la incorporación de nuevas metodologías ante un momento de cambio disruptivo como el actual, los expertos explican cómo se puede implantar la tecnología en el campo para ser más competitivos. «Hay que incorporar al campo gente joven, con ganas de hacer cosas nuevas, y es preciso que cuentan con perfiles mixtos, como ese ingeniero forestal que sabe programar», apuntó Javier Becerra, fundador de Panoimagen.

LAS FRASESJavier Becerra Panoimagen «El campo requiere de perfiles mixtos, como un ingeniero forestal que sepa programar» Carmen Vallejo Profesora y consultora en EOI «La agricultura inteligente es imparable y, como toda buena revolución, cuenta con sus escépticos» Javier Zarazaga-Soria Universidad de Zaragoza «Los agricultores deberán acostumbrarse a la figura del asesor tecnológico, como a la del asesor fiscal»Carlos Moro Bodegas Familiares Matarromera «El tractorista de toda la vida estará obsoleto si siente aversión hacia la tecnología»

Carlos Moro, presidente de Bodegas Matarromera, se apunta al necesario cambio generacional: «El tractorista de toda la vida estará obsoleto si siente aversión hacia la tecnología, por muy buen tractorista que sea». Pero observa un problema grave: «La falta de conocimiento y unos profesores alejados de lo que sucede en el mundo. Necesitamos gente con ganas de aplicar la tecnología existente y la que está por llegar al campo, y esto solo lo pueden hacer los jóvenes». Un momento de grandes oportunidades.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos