El Gobierno prevé que el crecimiento de La Rioja baje hasta un 2% en 2019

El Gobierno prevé que el crecimiento de La Rioja baje hasta un 2% en 2019

La industria es el único sector donde la confianza empresarial se incrementó un 0,2 % en comparación al trimestre anterior

LA RIOJA

La economía de La Rioja tuvo «un comportamiento estable» en el último trimestre de 2018 por el avance en los sectores de servicios, construcción y comercio; y se prevé que desacelere, como en el resto de España, hasta el entorno del 2 % en 2019, ha afirmado el consejero de Hacienda, Alfonso Domínguez.

Domínguez, en una rueda informativa recogida por EFE, ha presentado este jueves el informe Coyuntura Económica de La Rioja relativo al cuarto trimestre de 2018, en la que también ha participado la directora del Instituto de Estadística de La Rioja, Natalia Ríos.

El consejero ha indicado que el sector servicios mantuvo un tono expansivo en el último trimestre del año, con un crecimiento de la cifra de negocios de un 6,7 %, con lo que este índice se mantiene en tasas positivas desde 2013.

Ha especificado que, respecto a turismo, los viajeros alojados en hoteles creció un 1,4 % en relación con el mismo periodo del año anterior, y las pernoctaciones subieron un 1,8 % interanual, como consecuencia del crecimiento de las pernoctaciones de los residentes en el extranjero.

El indicador sintético del sector de la construcción ascendió un 13,4 %, lo que permitió que acabara 2018 a un ritmo del 2,1 %, un comportamiento en el que destaca el crecimiento de la ingeniería civil y de la reforma, ha precisado.

Se ha referido a que la producción agrícola y ganadera experimentó un aumento anual del 18,7 % en el cuatro trimestre y cerró el año con una subida del 12 %, tras el descenso del 13,8 % de 2017, una evolución que se debe al incremento de producción de uva y cereales respecto a la cosecha de 2017, marcada por las heladas.

Sobre el comportamiento del sector de la industria, ha asegurado que el descenso del 33 % en la producción de la industria manufacturera se explica por la bajada del 10,9 % en la fabricación de bebidas, aunque el índice de la cifra de negocios de la industria creció un 0,6 % y las entradas de pedidos, un 0,3 %.

El consejero de Administración Pública y Hacienda ha remarcado que la industria es el único sector donde la confianza empresarial se incrementó un 0,2 % en comparación al trimestre anterior.

Ha resaltado que la población ocupada, según la Encuesta de Población Activa (EPA), se incrementó en términos anuales un 2,6 % en el cuarto trimestre, lo que supuso un crecimiento en 2018 del 2,7 %, con lo que La Rioja suma cinco años consecutivos con tasas positivas.

Además, ha concretado, el total de parados se redujo un 12,6 % el año pasado, el sexto año con descensos continuos, con lo que la tasa de paro volvió a reducirse hasta situarse en el 10,4 %, la tasa más reducida desde 2009.

El paro registrado anotó en este periodo un descenso del 7,6 % interanual con un total de 15.932 parados; mientras que los contratos de carácter indefinido crecieron este trimestre un 12,4 %, ha resaltado.

El consejero ha expresado que la situación económica riojana y española es «complicada» por la inestabilidad política y la incertidumbre provocada por las políticas económicas «erróneas» del actual Gobierno de la nación.

«Las noticias son contradictorias», ha apuntado, lo que se traduce en inseguridad para la industria y el consumidor, que tendrán una situación económica «compleja en el medio y largo plazo», con indicadores que señalan una desaceleración de la economía española en el entorno del 2 % este año, que se prevé que se replique en La Rioja.

Por su parte, Ríos ha desgranado que, en el cuarto trimestre de 2018, los indicadores relativos al consumo privado arrojaron resultados dispares, puesto que, a final de año, las matriculaciones de turismos se redujeron un 13,9, %, que es la primera tasa negativa desde 2012, aunque en el conjunto del año han crecido un 1,5 %.

El índice general de comercio al por menor avanzó un 2,5 % en el último trimestre y el 1 % en el conjunto del año; y las compraventas de vivienda crecieron hasta el 28,6 % anual, de manera que el año 2018 se saldó con un crecimiento del 18,9 %, ha remarcado.

En el último trimestre, las exportaciones crecieron un 4,3 % y cerraron el año por encima de los 1.853 millones de euros, y las importaciones subieron un 5 %, hasta los 1.500 millones de euros, con lo que La Rioja tuvo un superávit de 103,2 millones, que se incrementa hasta los 415 en el conjunto del año, ha concluido. E