Eduardo Pérez Hoces, nuevo presidente de ARAG-ASAJA con un 88,8% de apoyo

Eduardo Pérez Hoces, nuevo presidente de ARAG-ASAJA con un 88,8% de apoyo

La asamblea general también ha ratificado la expulsión de catorce socios por pertenecer a otra organización con fines similares y por «calumniar» la imagen del sindicato agrario

LA RIOJA

Eduardo Pérez Hoces ha sido elegido presidente de ARAG-Asaja con el apoyo del 88,8% de los 380 acreditados en la asamblea general, que también ha ratificado, con un 68,1%, la expulsión de catorce socios por pertenecer a otra organización cuyos fines y objetivos son similares y por «calumniar» la imagen de este sindicato agrario y de sus representantes.

Pérez Hoces, agricultor de Arenzana de Arriba, ha encabezado la única candidatura que ha concurrido al proceso electoral y ha informado a la asamblea de su programa de trabajo para los próximos años, que llevará a cabo con su equipo de 26 personas, quienes componen el Comité Ejecutivo y la Junta Directiva. El nuevo presidente sustituye a Javier Rubio, quien ha ocupado este cargo durante los últimos ocho años y que también ha dado cuenta del balance de su periodo al frente de la organización agraria, ha detallado ARAG-ASAJA en una nota.

Más

Pérez Hoces ha destacado como su primer objetivo el de «garantizar la actividad agraria para los agricultores y ganaderos riojanos y que podamos vivir de ella en las mejores condiciones de rentabilidad y calidad de vida». Se ha referido a esta actividad como «una de las más reguladas a nivel europeo y eso significa que su continuidad y las condiciones en que lo hagan están sometidas al albur de decisiones externas al propio sector».

Además de la renovación de los órganos de gobierno, se ha votado la modificación de los estatutos de la organización agraria y la ratificación de expulsión de algunos socios. Sobre ello, ha indicado que «expulsar a los socios es una de las decisiones más duras de cualquier organización, pero, cuando unos pocos incumplen las normas de convivencia de un grupo que todos los demás han acordado cumplir, por respeto a ellos y a toda la organización, no queda otra salida que tomar estas medidas». «De no hacerlo, saldría perjudicada la imagen de toda la organización y su credibilidad», ha dicho Pérez Hoces, quien ha lamentado «tomar una decisión como esta, de expulsión de varios socios, porque siempre es doloroso».

En su intervención, ha reclamado medidas urgentes en el sector de la fruta de hueso para «evitar que languidezca»; ha anunciado que trabajará para la continuidad del de las hortalizas y ha abogado por mantener los buenos resultados en el de la remolacha e impedir su «desplome».

Para la ganadería intensiva y extensiva ha propuesto medidas como la calidad, la simplificación administrativa y las ayudas para inversiones, con el fin de «revertir la rentabilidad de estos sectores y volver a hacerlos atractivos y rentables».

En el sector vitivinícola ha abogado por el mantenimiento del modelo de calidad y de autoexigencia de Rioja y ha planteado que todas las decisiones que se tomen sean «debatidas y participadas por todos los viticultores porque es tremendamente complejo alcanzar una única posición que beneficie a todos». «En este tema, creo que los viticultores debemos estar en el mismo lado, incluso deberían estarlo los de otras organizaciones agrarias y dejar sus diferencias políticas a un lado», ha dicho.

Ha expuesto que «el reparto de viñedo tenga una orientación profesional» y ha apostado por una Política Agraria Común (PAC) «sólida y que se dirija a los profesionales».

Ha definido los proyectos de innovación en la agricultura como «claves para la diferenciación y la generación de valor añadido para la agricultura».

Pérez Hoces ha propuesto que el próximo Congreso de Jóvenes Agricultores se celebra en La Rioja.

Modificación de los estatutos

Los asistentes a la asamblea general han votado la modificación de los estatutos de la organización agraria, que han incluido la limitación de mandatos de los miembros de los órganos de gobierno a ocho años y la creación de un nuevo órgano, denominado Consejo Consultivo.

Este Consejo Consultivo está formado por los antiguos miembros de la Ejecutiva de ARAG-ASAJA que lo deseen y su fin es emitir su opinión y asesoramiento sobre los temas que afecten a la organización.

También se han incluido dos nuevos derechos y tres nuevas obligaciones para los socios y se ha creado el instrumento del voto delegado, con el fin de que los socios que quieran participar en las asambleas y no puedan asistir puedan delegar su representación y voto en otro socio, que puede acumular hasta tres votos delegados.

 

Fotos

Vídeos