Bayo en su adiós al PP: «El presidente de la Comunidad es un títere en manos de cuatro personas»

Bayo en su adiós al PP: «El presidente de la Comunidad es un títere en manos de cuatro personas»

«Los principios tienen que estar por encima de las personas», exige Bayo, algo que desde su punto de vista no se aplica en una formación popular «en caída libre»

Luis J. Ruiz
LUIS J. RUIZLogroño

Poco antes de las 10 de la mañana de este martes Abel Bayo regresó a la sede del PP en la calle Duquesa de la Victoria. Pidió a los responsables de las oficinas populares los impresos para tramitar la baja del partido (la suya y la de su hija) y tras rubricarla, puso fin a una etapa que, si bien como afiliado ha sido relativamente corta (oficialmente ha formado parte del partido desde el 2015), se remonta en el tiempo «trabajando para el proyecto. Desde 1998 cuando empecé como director en el IES La Laboral», recordaba instantes después de salir de las dependencias populares.

Consejero de Educación, director general de Educación, responsable en los sucesivos ejecutivos populares de Universidades y Formación Permanente además de miembro del Consejo Escolar del Estado y de La Rioja, Bayo apunta que se marcha del PP decepcionado por el devenir de la formación y tras ver que «que los partidos nunca tienen en cuenta ni la voluntad ni las decisiones ni lo que preocupa a las personas. Esto no tiene ningún sentido así que prefiero dejar esto y dar un paso a un lado». Así, confirma, se despide «de la política activa con los mejores deseos para todos».

«Es doloroso porque durante muchos años he trabajado por un proyecto que se va a pique» abel bayo

«Los principios tienen que estar por encima de las personas», exige Bayo, algo que desde su punto de vista no se aplica en la formación popular. «No se puede decir una cosa y hacer otra diferente. No se puede decir que se ha querido integrar a todo el mundo y decidir que todos hagan lo que yo quiero», insiste Bayo que considera que «el presidente de la Comunidad es un títere en manos de cuatro personas». Tampoco comparte el proyecto impulsado desde Madrid por Pablo Casado y cita una conversación de café en la que se concluía que «es muy trasnochada, muy cavernícola».

«Hablé con mi hija y concluimos que esto no puede continuar así. Por eso he presentado la baja como militante. Es doloroso porque durante muchos años he trabajado por un proyecto que se va a pique. No debo decir nada más, respeto la decisión de todo el mundo y les deseo suerte», completa Bayo antes de agradecer «a los medios de comunicación el apoyo prestado».

Relacionado