Las ayudas al alquiler de vivienda beneficiarán a 5.332 riojanos

Los adjudicatarios tienen de plazo hasta el 30 de abril para presentar los justificantes de pago de los primeros cuatro meses del año

María José González
MARÍA JOSÉ GONZÁLEZLogroño

Las ayudas al alquiler del Gobierno de La Rioja beneficiaran a 5.332 personas entre este año y el 2020, con el fin de garantizar el acceso a una vivienda digna y adecuada a sus necesidades, con especial atención a los colectivos prioritarios. Los adjudicatarios tienen de plazo hasta el día 30 para presentar los justificantes de pago de los primeros cuatro meses del año.

El consejero de Fomento y Política Territol,, Carlos Cuevas, y el director general de Urbanismo y Vivienda, Carlos Alonso, acaban de informar en rueda de prensa de la publicación hoy en el BOR de la resolución definitiva de la convocatoria por la que se han concedido 2.217 ayudas y se ha agotado el presupuesto de siete millones de euros para este periodo.

Por primera vez se han establecido dos programas de ayuda: uno con carácter general (1.351 ayudas que alcanzan a 3.740 beneficiarios) y otro específico para los jóvenes (866 subvenciones que favorecen a 1.592 personas) con el fin de ayudarles en su emancipación.

Los mayores de 65 años y los jóvenes recibirán una ayuda del 50% de la renta del alquiler; los demás colectivos prioritarios (afectados por desahucios, dependientes, víctimas de violencia de género, etcétera) obtendrán el 31%. Al resto de beneficiarios se les concederá el 25%. Las ayudas se reparten en 47 municipios de seis cabeceras de comarca. La renta máxima de alquiler asciende a 475 euros mensuales excluidos los gastos de comunidad.

Los beneficiarios tienen de plazo hasta el próximo día 30 para presentar los justificantes de pago del alquiler correspondientes al primer cuatrimestre del año. A partir de ese momento, los recibos deberán presentarse del 1 al 15 de los meses de junio, agosto, octubre y diciembre de este año, y de febrero, abril, junio, agosto, octubre y diciembre del 2020. Es decir, cada dos meses, en lugar de cada mes como sucedía anteriormente.