Adamo y Knet inician el despliegue de fibra óptica para llegar a 50.000 hogares

Xavier Viladegut, Fredrik Gillstrom y Jesús Hijazo, ayer antes de su rueda de prensa en Logroño. :: L.R./
Xavier Viladegut, Fredrik Gillstrom y Jesús Hijazo, ayer antes de su rueda de prensa en Logroño. :: L.R.

El operador sueco invierte 10 millones de euros en la adquisición de la empresa riojana y en sus planes de expansión de la red por la comunidad autónoma

LA RIOJA LOGROÑO.

Tras el anuncio en julio de este año del acuerdo por el cual Adamo, operador sueco de fibra óptica con sede en Barcelona, adquirió Knet, la operadora riojana anunció ayer a los medios de comunicación los primeros planes de despliegue.

El acuerdo firmado forma parte de la estrategia de Adamo de seguir desplegando su red por todos los rincones de España, siempre con énfasis en la zonas rurales, regionales y nuevas zonas urbanas de gran densidad donde haya una carencia total de fibra, según explica la empresa en un comunicado.

Actualmente cuenta con cobertura propia en Cataluña, Madrid, Valencia, Andalucía, Cantabria, Navarra, Castilla-La-Mancha, Castilla y León, Galicia y, próximamente, en La Rioja. En todas estas comunidades el objetivo de Adamo es que «muchos usuarios puedan beneficiarse de la fibra óptica de alta velocidad y no solo las personas que vivan en las grandes ciudades». El acuerdo permitirá a la empresa llegar en los próximos tres años a más de 50.000 hogares de La Rioja y a otros próximos a Logroño de zonas limítrofes (Navarra y Álava). Incluso desplegará en algunas zonas de Logroño si hay demanda.

Adamo espera invertir aproximadamente 10 millones de euros entre la adquisición de la operadora y el despliegue de la red.

Ayer se dieron detalles de la primera fase del plan de despliegue. Está ya ejecutándose y en un año la empresa espera dar cobertura para 30.000 hogares. El despliegue ha comenzado en Viana y continuará con los municipios del cinturón de Logroño.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos