Bachelet, favorita para dirigir la oficina de la ONU para los Derechos Humanos

M. VALENTE BUENOS AIRES.

La expresidenta de Chile, Michelle Bachelet, es la elegida por el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, para dirigir la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos. De ser avalada su nominación por una mayoría de los 193 países que integran la Asamblea, la chilena reemplazará al jordano Zeid Ra'ad al-Hussein, cuyo mandato finaliza este mes.

La información fue adelantada por la agencia internacional de noticias Reuters y no fue confirmada ni desmentida. La agencia aseguró que la vicesecretaria general de la ONU, la keniata Amina Mohamed, indicó a un grupo de embajadores en Nueva York que la chilena es la propuesta del secretario general para el máximo cargo de Naciones Unidas en materia de derechos humanos.

Bachelet y su familia fueron perseguidos por la dictadura de Augusto Pinochet (1973-90) en su país. Su padre, el general Alberto Bachelet, fue ejecutado por el régimen y ella, que era socialista, pasó a la clandestinidad. Durante un tiempo estuvo detenida y luego se exilió junto a su madre en Europa. A su regreso a Chile, fue ministra de Salud, de Defensa y dos veces presidenta.

Segunda responsabilidad

Después de su primer mandato como presidenta de Chile -que finalizó con una popularidad cercana a 80%- Bachelet, que es médica pediatra, fue la primera jefa de ONU Mujeres, la organización de Naciones Unidas dedicada a promover la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres.

Michelle Bachelet ya se encargó de esta agencia entre 2010 y 2013, y lo abandonó para volver a Chile y postularse una vez más a la jefatura del Estado. Michelle Bachelet se convirtió de nuevo en presidenta del país y gobernó hasta el pasado mes de marzo, cuando entregó el mando al derechista Sebastián Piñera.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos