¿Aspirante presidencial?

La campaña en positivo, sin ataques al rival, del candidato demócrata al Senado por Texas representa en su partido una tercera vía entre quienes creen que para competir con Trump en 2020 hace falta una figura dura como la senadora Elizabeth Warren y los partidarios de alguien más centrista para atraer a los desilusionados con el republicano. Un buen resultado el martes puede colocar a O'Rourke el codiciado sello de presidenciable.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos