La LEPM fulmina a los botilleros de los frontones

La Liga de Empresas de Pelota a Mano (LEPM) ha decidido suprimir los botilleros particulares en partidos de parejas y en partidos individuales en enfrentamientos entre pelotaris de la misma empresa. La decisión, que se hizo pública durante la presentación del Cuatro y Medio, no ha gustado ni a pelotaris ni a aficionados. Por ese motivo, la LEPM ha tenido que salir al paso e intentar aplacar las críticas con una nota en la que justifica su decisión escudándose en posibles problemas con la «utilización y explotación de los derechos de imagen de los botilleros con ocasión de su participación en los festivales». O también el ejercicio de la «potestad disciplinaria en el caso de que un botillero realizase cualquier acción contraria a las normas deportivas».

La decisión no ha gustado entre los pelotaris, pero tampoco se han oído voces criticándolo abiertamente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos