«Irribarria es uno de los candidatos a la chapela»

Víctor Esteban reconocía, tras el encuentro de ayer, que la clave estuvo en el paso por los vestuarios con el 10-12. «Noto que soy más veterano. Me he dado cuenta de que jugando como lo estaba haciendo no podía ganar, sólo lo podía hacer tomando riesgos y con un partido más rápido. He sabido analizarlo y ejecutarlo», explicaba. El ezcarayense reconocía que esa segunda parte había sido «perfecta» y que sobre todo salía satisfecho porque llegaba «con muchas dudas a causa de la mano derecha» pero se había encontrado bien. Ahora, en el horizonte, aparece Iker Irribarria. «Será un partido precioso y muy complicado. Irribarria es uno de los candidatos a la chapela y jugaré contra él en el Astelena, un frontón que no se me da bien. Pero han cambiado el suelo y espero que cambien las cosas», analizaba.