FICHAJES

Toño Ramírez vuelve a Chipre

Toño Ramírez posa sonriente en las gradas de Anoeta, estadio que ha sido su casa durante muchos años. :: juantxo lusa
/
Toño Ramírez posa sonriente en las gradas de Anoeta, estadio que ha sido su casa durante muchos años. :: juantxo lusa

El guardameta riojano deja la Real e inicia una segunda etapa en el AEK Larnaca

P. SÁENZ SAN JUAN/M.G. LOGROÑO.

Toño Ramírez ya es jugador del AEK Larnaca. Este lunes tuvo lugar la presentación del portero riojano en el estadio del conjunto chipriota, que hizo pública ayer la contratación del guardameta para las tres próximas temporadas. Hace unos días, la Real Sociedad y Ramírez llegaron a un acuerdo para romper el contrato que les unía para la próxima campaña.

El portero llega a Chipre con el objetivo de tener más protagonismo en el equipo mediterráneo y reencontrarse con las buenas sensaciones sobre el campo. Durante su presentación mostró gran entusiasmo ante la idea de volver a jugar sobre el césped del Neo GSZ Stadium, donde ya militó durante dos temporadas, 2014-15 y 2015-16.

«Mi primera elección fue el AEK. Conozco Chipre y al AEK muy bien» confesó el guardameta. Además, su traslado a Chipre no le supone ningún problema personal. «Mi familia y yo estamos muy contentos con Chipre», indicó . El exrealista promete estar listo para «darlo todo» en su nueva etapa. «Estaré listo para el 26 de julio y estaré familiarizado con mis nuevos compañeros de equipo» aseguró.

LAS FRASES Toño Ramírez Portero del AEK Larnaca «Vuelven los sentimientos encontrados. Las despedidas siempre son difíciles» «¡Estoy de vuelta! Estoy muy feliz de firmar tres años con la familia del AEK. ¡Gracias a todos!»

Toño Ramírez pasa a formar parte de la plantilla del vigente campeón de la Copa de Chipre en un momento en el que las filas del club están llenas de españoles (Jorge Larena, Nacho Cases, David Catalá, Guillem Truyols, Acorán Barrera, Carles Soria, Joan Tomás y Ander Murillo). Además, al frente del banquillo debuta Andoni Iraola, exjugador del Athletic Club de Bilbao. La dirección deportiva del equipo chipriota esta bajo el mando del donostiarra Ander Murillo. El AEK Larnaca se encuentra en la segunda ronda de clasificación de la UEFA Europa League, lo cual abre las puertas de la competición continental a Ramírez.

En busca de minutos

Quien dio sus primeros pasos en el fútbol con el Valvanera hace muchos años se ha visto obligado a tomar esta decisión en busca de minutos, minutos que la Real Sociedad no le daba. A lo largo de su trayectoria, el logroñés, camino de los 32 años, ha pasado por varios clubes (Real Sociedad, Tenerife B, Guadalajara, Cultural y Deportiva Leonesa y AEK Larnaca), pero ha sido en el conjunto vasco en el que más años ha pasado. Sin embargo, la Real nunca le dio los minutos que Ramírez quería, sobre todo en la pasada temporada cuando, tras la lesión de Rulli, la dirección optó por fichar a Miguel Ángel Moyá en el mercado de invierno en vez de contar con su segundo portero.

De hecho, y después de más de una década realista, el excancerbero txuri urdin debutó en Primera División hace unos meses. Llegó a jugar cuatro partidos en los cuales solo consiguieron la victoria en dos ocasiones: ante Las Palmas (0-1) y el Girona (5-0).

Las actuaciones de Toño Ramírez no fueron muy convincentes para el cuerpo técnico realista. Tampoco para la afición, que fue muy crítica con su comportamiento bajo los palos. Lo que prometía ser el gran año de su debut, se convirtió en una pesadilla. Una goleada ante el Villarreal en su primer partido en la élite (4-2) y varios errores provocaron que la Real Sociedad no terminase de confiar plenamente en su segundo guardameta. Tampoco ayudó la derrota contra el Lleida Esportiu (2-3) en el partido de vuelta durante la primera ronda de la Copa del Rey, donde fue titular y varios de sus errores supusieron la eliminación del equipo vasco.

La vuelta de Toño Ramírez al AEK Larnaca supone una despedida y también un cambio de aires. «Vuelven los sentimientos encontrados, las despedidas siempre son difíciles» publicó en su cuenta de Twitter. La oportunidad perfecta para que el riojano haga borrón y cuenta nueva con su carrera profesional; olvidar viejos errores y reinventarse. «¡Estoy de vuelta! Estoy muy feliz por firmar tres años con la familia del AEK Larnaca. Allá vamos. ¡Gracias a todos!» publicó en su cuenta de Instagram, acompañado de su foto de presentación. El logroñés vuelve a sonreír con su regreso a Chipre en el que ya militó y del que se fue con muy buenas sensaciones.

 

Fotos

Vídeos