«Lo que pasa en campos rivales no tiene que importarnos tanto»

«Lo que pasa en campos rivales no tiene que importarnos tanto»

Sergio Rodríguez, técnico de la UDL, prevé un partido «complicado» ante una Real B a la que le gusta «dominar los partidos»

Víctor Soto
VÍCTOR SOTOLogroño

No hay festivos para la Unión Deportiva Logroñés. En la mañana de Jueves Santo, bajo la lluvia, el grupo de Sergio Rodríguez se ha entrenado en el Mundial 82. Gimnasio y un poco de fútbol para empezar a descontar las horas de cara al duelo del sábado (12.00 horas) en Zubieta ante la Real Sociedad B.

El equipo 'txuri urdin' ya ha dado algún disgusto a los blanquirrojos y Sergio Rodríguez reconoce que no será fácil llevarse los puntos. «Mantiene un fútbol parecido al de otros años, aunque en esta temporada se encuentra en una posición intermedia, en tierra de nadie. Tiene muy difícil llegar a los puestos de arriba, con los puntos que quedan, y tampoco tiene problemas por abajo», ha analizado. «Es un equipo diferente al resto, un poco como el Oviedo B, un filial al que le gusta dominar los partidos, con buen juego combinativo y gente desequilibrante arriba», ha analizado. «Tenemos pensado lo que queremos hacer y dónde hacerles daño para combatir sus virtudes», ha incidido.

Además de desmenuzar al filial donostiarra, Rodríguez hizo hincapié en cómo se encuentra su vestuario. Tres jugadores centran sus dudas, que no se resolverán hasta mañana. Mikel Santamaría, Jaime Paredes y Juan Iglesias pueden entrar en la lista o no hacerlo. Tres defensas cuya ausencia debilitaría a la zaga blanquirroja, aunque el técnico no descartó a ninguno. «Mikel acaba de salir de una lesión y creo que es arriesgado. Mientras, Jaime y Juan se están entrenando por separado porque tienen molestias, pero hasta mañana no sabremos nada», ha explicado.

Mirar al rival y a su propio equipo, pero no más allá. Ni el Mirandés ni el Oviedo B le quitan el sueño al preparador blanquirrojo. En Anduva se vivirá un duelo que puede acercar al 'play off' o a la segunda plaza a los riojanos, dependiendo de los resultados y siempre contando con sumar los tres puntos en Zubieta. «Lo importante es centrarnos en lo nuestro. Si miramos a los demás, dejamos de fijarnos en nuestros objetivos. Lo que pasa en los campos rivales, si hacemos bien las cosas y ganamos nosotros, no nos tiene que importar tanto. Estamos centrados en el sábado por la mañana. Los tres puntos son un paso casi definitivo para estar entre los cuatro primeros», ha recalcado.