La UD Logroñés se mide esta tarde en Tafalla a la Peña Sport

Víctor López toca el balón en un rondo; su entrenador le observa desde la distancia. :: Sonia Tercero/
Víctor López toca el balón en un rondo; su entrenador le observa desde la distancia. :: Sonia Tercero

Con la incorporación de Víctor López, la directiva del club blanquirrojo da por cerrada la plantilla aunque pendientes del mercado

MARTÍN SCHMITT LOGROÑO.

Con la incorporación de Víctor López, la UD Logroñés tiene cerrada su plantilla para la temporada que se inicia en un par de semanas. Veinte jugadores -contando al lesionado Álvaro Arnedo- además de algunos efectivos del filial que pueden dar cobertura en algún momento de la campaña. El director deportivo del club, Carlos Lasheras, explicó ayer que después de la cesión de Víctor López ha quedado una plantilla «compensada». «Tenemos todos los puestos doblados, prácticamente. Estamos satisfechos pero nunca se sabe qué va a ocurrir con el mercado. Todavía falta mucho para que se cierre».

Y con estos jugadores, la UD Logroñés se presentará hoy (19.30 horas) en la localidad navarra de Tafalla para medirse a una Peña Sport que este próximo año jugará en Tercera División. A dos semanas vista, a partir de este encuentro Sergio Rodríguez dará más minutos por jugador (70 ó 75 minutos). El miércoles siguiente, ante el Agoncillo, ocurrirá lo mismo. Por tal motivo, una vez acabado el encuentro de ayer, el entrenador alargó la sesión a los que menos minutos tendrán esta tarde.

El entrenamiento de ayer superó las tres horas de duración. Estuvo marcado por la intensidad en las acciones (presión a la salida con el balón y jugadas a balón parado) y por el buen ambiente. «Es la tónica general. Estamos trabajando muy bien y los jugadores ponen las cosas muy fáciles al cuerpo técnico. Están muy comprometidos y con ganas de hacer las cosas bien y eso es muy importante para el cuerpo técnico», apuntó.

A partir del encuentro de esta tarde, Sergio Rodríguez dará más minutos a los jugadores

El haber cerrado la plantilla relativamente pronto ayuda al trabajo diario de la plantilla de la UD Logroñés. «En el primer día de pretemporada estaba ya casi el 90 por ciento del equipo. Eso ayuda bastante. Ya teníamos una base del año pasado por lo que los conceptos trabajados ya estaban asimilados. Todo eso juega a nuestro favor», manifestó Rodríguez. «Estamos donde esperábamos llegar. Pero somos conscientes de que donde debemos llegar bien es a la competición», añadió el entrenador.

Acerca de la incorporación de Víctor López al conjunto blanquirojo, Sergio Rodríguez comentó que el cuerpo técnico espera su compromiso. «Le conocemos desde hace años y seguro que ha tenido su evolución. Es un jugador de ruptura, de buscar la espalda del rival, con buena llegada y finalización. Esperamos eso de él, además de que se involucre en los aspectos defensivos».

Con respecto a la Peña Sport, rival de esta tarde de la UD Logroñés, el preparador técnico explicó que se trata de un equipo fuerte, «que ya lo ha demostrado en la pretemporada ganando a algún Segunda B». Pese a su condición de «ascensor» entre la Tercera y la Segunda B, la Peña Sport es un equipo que puede «competir» con cualquier equipo de la categoría.