El hombre de los goles importantes

Ñoño celebra uno de sus goles de esta temporada en Las Gaunas/Fernando Díaz
Ñoño celebra uno de sus goles de esta temporada en Las Gaunas / Fernando Díaz

Antonio Asencio, Ñoño, disfruta de un tanto muy especial para la UD Logroñés y para él en una campaña demasiado accidentada

José Martínez Glera
JOSÉ MARTÍNEZ GLERALogroño

Antonio Asencio, Ñoño, bien podría ser un dibujo de la película 'Quién engañó a Roger Rabbit' o de 'Space Jam'. Cara de pillo, siempre sonriente, listo... 'el Messi de la Bahía', le llama César Remón. El delantero gaditano no ha tenido esta temporada el protagonismo de la pasada, pero sus goles siempre han sido importantes. El del domingo, uno de los que más, sobre todo para la entidad porque le permitió lograr la primera victoria en 'play off' de su historia.

«Ha sido muy importante ganar el primer partido, pero no hemos hecho nada porque queda el encuentro de Las Gaunas y será muy largo», decía el andaluz instantes antes de subirse al autobús de la UD Logroñés.

Los goles de Ñoño no dejan indiferente a nadie. En la pasada campaña se marchó hasta las once dianas en los treinta y dos encuentros que disputó, veintidós de ellos en el once titular. Algunas de ellas sirvieron para engordar las estadísticas del partido en cuestión, pero otros sentenciaron compromisos. Marcó al Amorebieta y el equipo ganó por 1-0; anotó dos goles al Racing en un momento muy especial de la campaña pasada y la UDL venció por 2-1 en Las Gaunas; volvió a anotar ante Amorebieta, Burgos y Caudal y se sumaron nueve puntos; y firmó otro doblete ante el Real Unión que sirvió a los riojanos para vencer (2-0).

Esta campaña la competencia ha sido más feroz. Ha compartido protagonismo en el carril izquierdo con Iñaki Sáez, Rubén Martínez, Pedrito y Rayco, entre otros jugadores. Ha participado en veinticuatro encuentros, ocho menos que la pasada campaña, pero también es verdad que ha sufrido diferentes percances musculares.

Hasta el sábado, Ñoño había anotado cinco goles, pero también trascendentes algunos de ellos. Los dos que marcó al Gernika sirvieron al conjunto riojano para ganar (2-0) en Las Gaunas; anotó también al Amorebieta (2-0); marcó el ritmo goleador una vez más ante el Racing en Las Gaunas para cerrar la primera vuelta de la Liga. Su gol, único del partido, dio los tres puntos a la UD Logroñés y provocó la primera derrota de los santanderinos. Su último gol en la competición regular llegó ante el Athletic. Precisamente frente a Unai Etxebarria, hoy compañero de equipo. Se habían adelantado los vascos en el minuto 13 (Asier Benito). Ñoño empató el partido veinte minutos después y Marcos André anotó el gol del triunfo (2-1) en el último suspiro de aquel compromiso.

«Estoy contento por el equipo. Para mí era importante marcar, porque necesito el gol, pero lo principal es el bloque y he ayudado a ganar al Badajoz. Luchamos durante todo el partido, lo pasamos mal al inicio de la segunda mitad debido al calor, el Badajoz tuvo sus oportunidades, pero marcamos nosotros y ganamos», comentaba a las puertas del Nuevo Vivero mientras era aclamado por los aficionados blanquirrojos que viajaron hasta allí.

El Apunte

6 goles ha anotado en la temporada el jugador gaditano. Los cinco en competición regular sirvieron para que la UD Logroñés sumase los doce puntos en juego (firmó el doblete ante el Gernika). El que logró este sábado supuso poner en ventaja al equipo en su camino hacia la segunda eliminatoria.

Temas

Udl