ZOOM FOTOGRÁFICO

Ganas de más partidos así

Ganas de más partidos así

Más de cinco mil quinientas personas en Las Gaunas en una jornada de exaltación del fútbol riojano

Juan Marín
JUAN MARÍNLogroño

Más de cinco mil quinietas personas se dieron cita ayer en Las Gaunas para vivir el derbi del fútbol riojano. Una demostración de que hay ganas de cosas importantes en la comunidad.

La lluvia se quiso sumar a la fiesta y aceleró el paso de los aficionados que caminaban hacia Las Gaunas cuando faltaba algo más de media hora. Una vez en el campo, cada uno con sus colores para animar a la UD Logroñés y Calahorra.

Muchos equipos de categorías inferiores en las gradas para ver el partido. Un buen termómetro del interés que están despertando los dos equipos riojanos y su buen hacer en esta campaña en Segunda División B.

Menuda inyección de adrenalina para los rojillos cuando apenas se habían disputado cinco minutos de juego. Eduado Ubis acertó con la portería de Miguel Martínez en una posición muy difícil y acabó con la imbatibilidad del guardameta logroñés. Sorpresa por el fondo y por la forma. Y lo hizo justo al lado de la esquina en la que se encontraban los aficionados de Crianza Rojilla que saltaron hasta el cielo. No se puede pedir un inicio mejor.

El Calahorra se convertía en el equipo capaz de anotar tres de los únicos diez goles encajados por la UD Logroñés en liga. Todo un logro. Además, los de Miguel Sola estaban mejor posicionados sobre el terreno de juego. Estaban a gusto en Las Gaunas, mandando y dominando.

El fútbol es caprichoso. Y tenemos múltiples pruebas de ello. Ayer se vivió otra más. La UD Logroñés se encontró con el gol del empate en la última jugada de la primera parte. Hubo muchas protestas de los jugadores del Calahorra porque aseguran que el árbitro les dijo que se sacaba el córner y se acababa la primera mitad. Marcos André marcó para igualar la contienda. Subidón en las gradas. La risa va por barios y ahora era turno para los locales. Gol psicológico.

Los corrillos del descanso se dedicaron a partes iguales al partido de Las Gaunas y a la resaca del derbi madrileño. Por uno minutos Vinicius y Griezmann compartieron campo con Marcos André y Eduardo Ubis. Cosas del fútbol.

En la segunda parte los dos equipos invirtieron su imagen. Ahora era la UD Logroñés la que dominaba y buscaba el gol, con más corazón que cabeza, y el Calahorra el que parecía perdido.

El empate final dejó a los dos equipos con un sabor agridulce. Gran ambiente entre las dos aficiones que despidieron a sus respectivos equipos con sendas ovaciones. Los feos últimos minutos de partido no intoxicaron lo que fue un día muy especial para el fútbol riojano.

 

Fotos

Vídeos