La UDL gana y sigue

Olaetxea golpea el balón en presencie de un rival/Juan Carlos Román
Olaetxea golpea el balón en presencie de un rival / Juan Carlos Román

La UDL saca oficio para conseguir su primera victoria oficial del año y seguir adelante en la Copa del Rey | El Cartagena será el siguiente rival

LA RIOJALangreo

Hay momentos en los que hay que ganar. Perogrullada parece: siempre hay que ganar. Pero hay momentos en los que uno debe mostrar dominio, juego, poderío y ambiciones, y otros en lo que simplemente hay que marcar un gol más que el otro, y dejar las flores para otro rato.

Este miércoles era uno de ésos. La UDL se pasó agosto alfombrando el camino de rosas, tras confeccionar una de las plantillas de la liga («la mejor de su historia», decía en la grada de Langreo un nada sospechoso Diego Cervero). Pero llegó la liga, y las rosas tenían espinas. La UDL aún no ha perdido, pero tampoco había ganado, y le costaba carburar con la alegría que se le esperaba.

Y en éstas que viene Langreo, desplazamiento largo y encima con trampa: un miércoles de Copa, y el domingo en Liga, ambos contra el mismo equipo. Un momento de ésos que parecen llamados a ser decisivos en lo que va a pasar en las próximas semanas.

La UDL ganó, y eso es lo mejor. Lo hizo, además, recuperando para la causa goleadora a la gran esperanza de la delantera, el joven Marcos André, un jugador al que se le queda la categoría pequeña... aunque no todos los días. Pero en Langreo, André aprovechó casi todo lo que tuvo. Primero, tras un buen pase de Víctor desde la derecha (otra perla), que supo cabecear con acierto.

1 UP Langreo

Adrián Torre, Otia, Andrés Cabranes, Alain, Zubiri, Samba, Nacho, Aimar, Sergio Ríos, Dani Abalo (Javi Sánchez, 70), Omar (Riki, 780')

2 UD Logroñés

Iván Buigues, Santos, Flaño, Bijimine, Santamaría, César Remón, Rubén Martínez (Ñoño, 90+'), Carles Salvador (Andy, 80'), Marcos André, Olaetxea, Víctor López (Borja Sánchez, 63')

Goles
0-1, Marcos André, minuto 14. 0-2, Marcos André, minuto 76. 1-2, minuto 79, Ríos, de penalti
árbitro:
Rubén Eiriz Mata, colegio gallego
incidencias
Unas 500 personas en Ganzábal, tras una tarde muy lluviosa

Era el minuto 14, y la UDL mandaba sin grandes florituras, pero mandaba. Y había acertado, cosa que en esta división vale su peso en oro.

Si era cuestión de jerarquía, era entonces cuando la UDL debería haberla demostrado, pero no lo hizo. El balón se quedó sin dueño, y el Langreo hizo que Buigues se estirara en un par de ocasiones. Tampoco es que los riojanos sufrieran en demasía, pero la sensación era de que podían pasar cosas malas si el once rojiblanco (negro, ayer), no se asentaba.

Gol y gol

No lo hizo a la vuelta del vestuario, aunque siempre es de esperar que el equipo que se ha ido a la caseta por debajo pegue un arreón a la vuelta para igualar las cosas. Lo hizo el Langreo, aunque con poca pólvora. Lo peor, un remate de Aimar que se fue alto cuando media grada cantaba gol.

Eso fue en el 58, y desde ahí los riojanos se asentaron, y salieron con ganas. Víctor tuvo el empate tras una contra de Marcos André. El Langreo jugaba desde lejos, lo cual siempre pone nervioso al personal, pero no acabó de disparar entre los tres palos.

Entonces, en el 76, Rubén Martínez se sacó una gran contra por la banda: todo lo hizo bien, menos el disparo que acabó en el larguero. Pero ahí estaba Marcos André para sacar la caña y hacer el segundo. Quedaban diez minutos y pico, y todo parecía bastante claro.

Pero en la siguiente jugada pasó algo. No sabemos muy bien qué, porque nadie vio qué le señaló el linier al árbitro, que acabó pitando penalti para sorpresa de casi todo el mundo. Sergio Ríos marcó en el 79, y era el 1-2.

Con los malos recuerdos que tiene este club en la Copa, todo parecía posible. Así que el sufrimiento estaba asegurado. El Langreo no tiene gran juego pelotero, pero a fuerza de balones parados y saques de esquina, puso cerco. No llegó a tener que parar Buigues, y de hecho, estuvo más cerca el 1-3, si no fuera porque Rubén Martínez y Marcos André se hicieron un lío en una contra.

1-2, pues, y adelante con la Copa. Primera victoria en Liga, y sobre días así se construye: ahora toda asentarse y creer en las propias posibilidades, que son bastantes. La siguiente eliminatoria será en Cartagena.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos